La colonización de Venus

“La colonización de Venus”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

La colonización de Venus, el planeta más cercano ala Tierra, ha sido asunto de mucha especulación, tratado en muchas obras de ciencia ficción tanto antes como después del inicio de la exploración espacial de Venus Tras el descubrimiento del hostil ambiente de la superficie venusiana, la atención se ha dirigido principalmente hacia la colonización dela Luna y la colonización de Marte. Recientemente sin embargo, la investigación especulativa ha hecho reaparecer la viabilidad de colonizar Venus.

Como tengo una visión akáshica muy particular  sobre este tema, lo he dejado para el último para dar la idea que he visto en el futuro.

La colonización de Venus requiere dos cambios importantes; eliminar la mayoría del dióxido de carbono de la atmósfera del planeta que alcanza los 9 MPa (unas 90 atmósferas) de presión y reducir la temperatura de la superficie que es de 737 K (unos 464 ° C). Ambas metas están profundamente interrelacionadas, ya que la temperatura extrema de Venus es debida al efecto invernadero causado por una atmósfera tan densa.

ha resumido las dificultades percibidas de la colonización de Venus como derivadas meramente de la asunción de que una colonia necesariamente debe estar en la superficie de un planeta:

Sin embargo, visto de una manera diferente, el problema con Venus es meramente que el nivel del suelo está demasiado lejano del nivel uno de la atmósfera. En el nivel de las nubes altas, Venus es el planeta del paraíso.

Se propone hábitats aerostáticos y ciudades flotantes, basados en el concepto de que el aire respirable (21:79 mezcla de Oxígeno-nitrógeno) es un gas ascendente en la atmósfera de Venus [] Esto permitiría los domos aéreos. Alternativamente los domos podrían contener un gas ligero como hidrógeno o helio (extraíble de la atmósfera) para permitir la sustentación “gratuita”.

C. Sagan imaginó plantar la atmósfera de Venus con algas, que absorberían el dióxido de carbono y reducirían el efecto invernadero hasta que la temperatura de la superficie cayese a niveles confortables. Posteriores descubrimientos sobre las condiciones de Venus hicieron este enfoque imposible ya que Venus tiene demasiada atmósfera que procesar y fijar. Incluso si las algas atmosféricas pudieran prosperar en el ambiente árido y hostil de la alta atmósfera de Venus, todo el carbono que se fijara en forma orgánica sería liberado como dióxido de carbono tan pronto como cayera a las calientes regiones inferiores.

Robert Zubrin, siguiendo un estudio de 1999[3] de Paul Birch, ha propuesto[5] el uso de un parasol ubicado en el punto de Lagrange interno (L1) o en un anillo orbitando el planeta para reducir la insolación total recibida por Venus, enfriando así el planeta.

Landis ha sugerido la construcción de ciudades flotantes, que podrían formar un escudo solar alrededor del planeta, y podría usarse para procesar la atmósfera simultáneamente, combinando la teoría del escudo solar y la teoría del proceso atmosférico con una tecnología escalable que proporcionaría un espacio habitable inmediatamente en la atmósfera de Venus.

Otro camino prometedor hacia la colonización venusiana sería el uso del espacio cercano al planeta para la captura orbital y explotación de cometas y asteroides. Aunque Venus no tiene ninguna luna actualmente, en el futuro cercano puede ser práctico poner cuerpos pequeños en la órbita alrededor de los planetas internos. Venus es especialmente bueno para esto porque el aerofrenado de su espesa atmósfera reduciría la velocidad de estos cuerpos. La energía solar libre disponible hace deseable a Venus para el desarrollo industrial.

También es un precursor probable que cualquier intento serio de desarrollar la actividad económica en el pozo de gravedad de Venus. Recursos en la órbita de Venus podría ser utilizado para ampliar la actividad a la baja. Sin embargo, un ascensor espacial sería probable que no sea posible debido a la lenta rotación de Venus (243 días terrestres). Un Skyhook en la atmósfera es sin embargo posible.

En el próximo artículo explicaré la idea para nuestro Sistema Solar.

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Venus terraformada:

El antihidrógeno interactúa con la gravedad.

“La antimateria interactúa con la gravedad”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

En 2010 los miembros del experimento ALPHA del CERN ya consiguieron atrapar antihidrógeno, el átomo de antimateria neutra más simple. Ahora han medido por primera vez su masa gravitacional -fuerza de atracción en un campo gravitatorio- y ver su proporción respecto a su masa inercial –resistencia al cambio de velocidad–.

Los resultados revelan que si un átomo de antihidrógeno cae hacia abajo, su masa gravitacional es no más de 110 veces mayor que su masa inercial. Pero si cayera hacia arriba, su masa gravitacional es a lo sumo 65 veces mayor. Los datos permiten establecer estos límites.

En cualquier caso lo que demuestra el estudio es que se puede medir la gravedad de la antimateria. La técnica para hacerlo se publica ahora en la revista Nature Communications, y el equipo confía en que vaya adquiriendo cada vez más precisión.

“Uno de los grandes interrogantes sobre la antimateria neutra es cómo se comporta cuando interactúa gravitacionalmente con la materia”, dice Marcelo Baquero-Ruiz, dela Universidadde California en Berkeley (EE.UU.) y coautor del trabajo.

“Hay muchos argumentos que sugieren que ambas se debería atraer y comportarse de la misma manera –prosigue–. Sin embargo, nunca nadie ha tenido la posibilidad de poner a prueba experimentalmente esta afirmación hasta ahora. Pero quedan preguntas sin resolver: ¿Se caerá la antimateria hacia arriba o hacia abajo? ¿O tal vez es atraída hacia la materia pero con una aceleración diferente?”

Estas cuestiones siguen intrigando a los físicos, añade Joel Fajans, otro miembro de la colaboración enla Universidadde California-Berkeley, ya que “en el caso improbable de que la antimateria se cayera hacia arriba, tendríamos que revisar radicalmente nuestra visión de la física y repensar cómo funciona el universo”.

¿La antimateria se cae hacia arriba o abajo?

Pero los argumentos teóricos actuales predicen que los átomos de hidrógeno y antihidrógeno tienen la misma masa y deben interactuar ante la gravedad de la misma manera. Si se libera un átomo, debería experimentar una fuerza hacia abajo tanto si está hecho de materia o antimateria.

“El aparato ALPHA puede atrapar átomos de antihidrógeno y luego liberararlos a propósito”, aclara Jeffrey Hangst, el portavoz de ALPHA, para explicar la técnica que ha seguido. “Utilizamos nuestro detector de aniquilación sensible a la posición para ver si podíamos observar la influencia de la gravedad en esos átomos liberados”.

Los científicos confían en que cuando se reanude el experimento en 2014 con una trampa de antimateria actualizada, bautizada con ALPHA-2, se logren más avances. Además, el CERN prepara otros experimentos, como AEgIS y GBAR, para definir con certeza cómo la gravedad afecta al antihidrógeno.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001

 

Trampa del experimento Alfa 1:

La antimateria también se ve afectada por la gravedad
 
 

Forma de sobrevivir a la rabia

“Extraña forma de sobrevivir a la rabia”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

La única forma de evitar los estragos de la rabia es vacunar siempre a los perros, eliminar perros y gatos vagabundos, ante cualquier mordedura colocarse las vacunas y controlar el animal mordedor, eliminar cánidos salvajes como los zorros si los hubiere, no dejar murciélagos, su rabia se contagia hasta sin morder, debido a la alta concentración de virus que tiene el área que los rodea y que contagia la rabia parecieante, la más terrible de todas.

 

Si no se hace nada de todo esto y aparecen signos de hidrofobia a l tiempo de ser mordidos, generalmente es muy tarde. Hay que emplear el Método de Milwaukee:

 

Nelsy Gómez hace unos días que despertó de su coma inducido, en el Hospital Universitario de Valle del Cali en Colombia. Puede mover los dedos, pero es incapaz de caminar o comer por su cuenta. Sus ojos están abiertos pero los médicos no están seguros de que pueda ver. No ha hablado todavía. Le espera una larga y lenta recuperación, que si se completara, haría que Nelsy sea la segunda superviviente mundial a la rabia.

Nelsy se infectó en Agosto, por la mordedura de un gato rabioso, y no recibió las 5 inyecciones que previenen el desarrollo de la enfermedad. Cuando los síntomas aparecieron, ya era demasiado tarde.

El caso cayó en manos de Yolanda Caicedo, especialista en enfermedades infecciosas del Valle del Cali, y decidió seguir el mismo protocolo que había evitado la muerte de la primera superviviente: el método Milwaukee.

Jeanna Giese está declarada la primera persona que ha sobrevivido al virus de la rabia sin recibir la vacuna. Hace 4 años que fue mordida por un murciélago infectado que cogió en los alrededores de su iglesia en Fond du Lac (Wisconsin). Sus padres pensaron que limpiar superficialmente la herida era suficiente y que no era necesario seguir ningún tratamiento médico, ya que nunca repararon en que podía haberle transmitido la rabia.

A las 3 semanas Jeanna tenía signos de rabia como fatiga, visión doble, vómitos… y ya era tarde para el cocktail anti-rabia. Los médicos decidieron no darla por muerta y a la desesperada le indujeron un coma. Si la rabia mata por atacar seriamente el cerebro, interrumpiendo la respiración, salivación y ritmo cardíaco, igual “congelando” el cerebro conseguían algo. Según Rodney Willoughby, responsable del equipo médico del Medical College of Wisconsin en Milwaukee, no tenían ninguna prueba de que el protocolo pudiera funcionar, ni tampoco los daños cerebrales con los que despertaría la paciente, si despertaba.

Mientras que Jeanna estuvo en coma se le administraron antivirales como amantidina o ribarina así como tetrahydrobiopterina para intentar echar una mano en la ingestión de alimentos y el habla. Hasta 6 meses tras su despertar estuvo tomando este último compuesto que es bien conocido como un potenciador de la serotonina y la dopamina, neurotransmisores necesarios para las funciones motoras y también relacionados con el habla.

Ahora Jeanna es una chica normal de 19 años que reza por Nelsy para no ser la única superviviente. Recuperó un buen número de sus capacidades en meses aunque algunas tardaron un poco más. Su médico Rodney y su recién sacado carnet de conducir dicen mucho y muy bueno de hasta que punto ha llegado su recuperación.

Pero el método Milwaukee solo ha funcionado una vez, y se ha intentado en una docena de ocasiones. Hasta Rodney llegó a publicar en el 2005 que el caso de Jeanna era especial, y que probablemente se infectó con una cepa algo atenuada del virus. Al final los gastos médicos ascendieron a 800,000$ una barbaridad comparado con la gratuidad  de las vacunas, por ejemplo en Argentina.

Ahora médicos e investigadores esperan ansiosos ver la recuperación de Nelsy, o resultados alentadores usando modelos animales, para confirmar la eficacia del método, que hoy en día es más un milagro que un protocolo.

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Una gato es muy grande para verlo en superposición de estado.

“Nosotros, el gato, las células y el movimiento browniano”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

Nosotros somos grandes, los gatos –hasta los famosos-algo menores, las células son chicas y las moléculas con su visible movimiento browniano están en el límite casi del mundo cuántico.

 

En raros casos ya se ha podido ver en una laminilla metálica, en condiciones muy particulares de excitación una superposición de estados: Vibrante-Fijo.

 

En materia biológica conocemos el movimiento brownino, visible en los espacios internos celulares y hoy sabemos que son consecuencias de la intervención de enormes cantidades de superposiciones de estados.

 

Al aumentar la densidad de partículas a considerar ya es imposible visualizar estas superposiciones ya que  la decoherencia está establecida y solo un verdadero milagro podría moverla del  estado que  visualizamos o experimentamos.

A nivel microscópico, una partícula browniana en dimensiones efectúa saltos aleatorios de tamaño en cualquiera de las direcciones en tiempos múltiplos de . Macroscópicamente (es decir, tomando los límites y ) la correspondiente distribución de probabilidad obedece una ecuación de difusión típica

siendo el denominado coeficiente de difusión

 

Dado que esta ecuación coincide con la de una partícula libre en tiempo imaginario

se deduce que la partícula cuántica sigue un movimiento browniano con coeficiente de difusión

 

Asimismo, la distribución de probabilidad browniana (de una partícula inicialmente en  puede expresarse mediante una integral de caminos

El integrando en esta expresión es la denominada medida de Wiener. De acuerdo con esta medida, los caminos brownianos son continuos con probabilidad uno y no diferenciables en ningún punto también con probabilidad uno.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

$\displaystyle \rho({{\boldsymbol{x}}},t;{{\boldsymbol{x}}}_0,t_0)= \int_{{{{\bo...
...ac{1}{4D}\int_{t_0}^t \dot{{{\boldsymbol{x}}}}^2(t^\prime) dt^\prime } \qquad ($Kac$\displaystyle ) \,.$