Seguridad para tarjetas

“Nueva seguridad para tarjetas magnéticas”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

La información que contienen la mayoría de ordenadores, cámaras fotográficas, tarjetas de crédito o tarjetas de transporte, entre otros, se guarda en forma de “ceros” y “unos” definidos por la orientación del momento magnético (una pequeñísima brújula) característica de los materiales ferromagnéticos que forman la memoria (cobalto, hierro, níquel, etc.)

 

Naturalmente, es extremadamente peligroso acercar un imán a la tarjeta de memoria, ya que éste reorientará el momento magnético los elementos de memoria y se perderá la información almacenada.

 

Un equipo del Instituto de Ciencia de Materiales de Barcelona del CSIC, en colaboración con laboratorios de los EEUU y de la Republica Checa, ha demostrado que se puede usar otro tipo de materiales magnéticos, denominados antiferromagnéticos, para almacenar información. El trabajo se publica en el último número de la revista Nature Materials.

 

Los materiales antiferromagnéticos están constituidos por muchas pequeñas “brújulas” (momentos magnéticos) que apuntan alternadamente en direcciones opuestas, orientados según unas direcciones bien precisas en el material y que no pueden ser perturbadas por imanes convencionales.

 

Por eso, estos materiales son insensibles a campos magnéticos externos y podrían constituir memorias muy robustas. Por la misma razón que no se pueden modificar fácilmente con campos magnéticos, tampoco se pueden escribir información en ellos”, señala el investigador del CSIC Josep Foncuberta en un comunicado del Consejo.

El experimento consiste en usar unos materiales que, con un ligero cambio de temperatura fácilmente alcanzable y controlable, pasan de ser antiferromagnéticos a ferromagnéticos.

La información se escribe en la fase ferromagnética, seleccionando una dirección de la magnetización mediante la aplicación de un campo magnético. Después, los materiales se enfrían y pasan a la fase antiferromagnética, en la que la orientación de los momentos magnéticos (y, con ellos, la información) queda fijada.

 

Una simple lectura de la resistencia eléctrica permite discriminar en qué dirección se encuentran los momentos magnéticos y por tanto se puede leer la memoria.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

 

Que ele sucede de verdad al Curiosity

“Realmente ¿Qué pasa con el Curiosity”

 

Por Manlio E. Wydler (*)

 

El equipo responsable de la misión Curiosity está considerando la posibilidad de enviar al rover a su destino, el monte Sharp, a través de una pequeña duna de arena. En el último mes,la NASA ha detectado un gran deterioro en las ruedas del vehículo, que presenta agujeros en sus llantas, y que estaría causado por las rocas afiladas presentes en el camino por el que se desplazaba hasta ahora.

 

Desde el pasado 1 de enero, el rover ha recorrido264,7 metros, que sumados a sus desplazamientos desde agosto de 2012 (cuando llegó a Marte) hacen un total de4,89 kilómetrosrecorridos. Según han explicado los expertos, la acumulación de pinchazos y roturas en las ruedas se aceleró en el cuarto trimestre de 2013.

 

Por eso, tras un análisis del terreno, llevado a cabo a través de las cámaras del rover y de imágenes de los satélites que orbitan Marte, la NASAse ha planteado que el Curiosity atraviese la duna, de aproximadamente1 metro de altura, para iniciar una ruta hacia el suroeste del planeta por un terreno relativamente liso.

 

«La decisión no se ha hecho todavía, pero sería lo más prudente», ha indicado el director de la misión, Jim Erickson. Según ha indicado, el equipo va a «echar un vistazo a la duna» para comprobar si el terreno es tan bueno «como los análisis de las imágenes orbitales determinan».

 

El Curiosity no ha dejado de trabajar mientras el equipo evaluaba sus ruedas y el futuro de su destino. De hecho,la NASA ha explicado que pronto comenzará a perforar una nueva roca que ha encontrado en su camino.

 

El peso en la tierra de este rover es de833 Kilogramos, en Marte pesa solo370 Kilogramos, sus ruedas son tres veces más anchas que el Oportunity, que todavía sigue caminando y a hecho un recorrido grandísimo comparado con el Curiosity. 

 

Realmente no puedo creer que no habiendo recorrido 50 cuadras desde su descenso, este rover haya destrozado sus seis ruedas de goma, aunque hubiera transitado sobre “botellas rotas”.  Cada rueda soporta 60 kilogramos, cualquier carretilla con rueda de goma soporta por años llevar este peso en obras y a más velocidad.

 

Como vengo diciendo desde hace más de un año, esta misión es fallida desde la dirección hasta el último tornillo. Algo muy raro sucede, parece quela NASA, no quiere seguir caminando, ya que no puede explicar las cosas que se van viendo, ya que todo es secreto de estado y lo que sucede en Marte yla Lunano lo deben de difundir.

 

“Algo huele mal en Dinamarca”.

(*) Ingeniero, presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

El frío azota también a México, China y Argelia.

“Otra ola de frío azota al hemisferio norte”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

 

 

Primero fue Canadá, luego USA, parecía que aflojaba, pero Nevó en México por primera vez; el gobierno tuvo que entregar ropa de abrigo a la población pobre, ya que nunca habían tenido que comprar tantos abrigos por el frío.

 

Nunca hemos visto los paisajes mejicanos con sus típicas construcciones, burros y cactus bajo una pertinaz nevada.  Algo está sucediendo,la Tierrase muestra cada vez más fría.

 

Nevó en zonas mexicanas por primera vez. En estos últimos años, Argelia ha tenido nevadas, que permiten la práctica del sky, por casi un mes en el Reef.

 

Para Rusia el frío no es novedad, pero para China, el frío que está haciendo en su norte e interior, es inusitado.

 

El hemisferio norte este invierno ha sido más crudo que el anterior y ya marca una tendencia contraria a la expresada por los agoreros del calentamiento global. Este Invierno presenta frío intenso como que no hay datos más altos. Hay frío para regalar y guardar!

 

Las barreras de hielo en el Hemisferio sur-ahora en verano- no terminan de abrirse en ciertos lugares y en el extremo de Sudamérica, no ha dejado de nevar en lugar de llover.

 

El verano se siente solo en las praderas, selvas y grandes desiertos a baja altura de Sudamérica, África, sudeste asiático y Australia.

 

Lo que nos hace pensar que en unos meses el hemisferio sur tendrá un frío importante. El eje entre los polos magnéticos no deja de cambiar, por lo que una gran masa dela Tierra, su núcleo produce una cascada de acontecimientos en el planeta que apenas estamos entendiendo.

 

Será esta la primera vez que los humanos, de la especie Homo sapiens sean espectadores  de este cambio; a no perderse nada.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Nevada en Hidalgo del parral, Méjico, enero 2014:

 

El invento de la singularidad.

“El invento de la singularidad”

 

Por Manlio E. Wydler (*)

 

Muchas personas creen quela Cienciapuede explicar todo; error, solo explica parcialmente algunas cosas y la mayoría son teorías de muy difícil comprobación.

Singularidades dentro de agujeros negros. Dicho de otro modo, la materia se comprime hasta ocupar una región inimaginablemente pequeña o singular, cuya densidad en su interior resulta infinita. Es decir que todo aquello que cae dentro del horizonte de sucesos es tragado, devorado por un punto que podríamos denominar “sin retorno”, y esto es tan así que ni la luz puede escapar a este fenómeno celeste. No puede escapar porque la fuerza de la gravedad es tan grande que ni siquiera la luz viajando a 300.000 km/s lo consigue. Y según la teoría dela Relatividad de Einstein, como nada puede viajar a una velocidad mayor que la de la luz, nada puede escapar. Como ya sabemos que existen comprobados efectos que viajan más rápido que la luz, como las órdenes del entrelazamiento cuántico: No infinita velocidad, pero si 10 mil veces más rápido, como se la ha medido entre partículas hermanadas., sabemos que pueden haber muchas cosas que se irían de un agujero negro, aunque no la radiación Hawkins-que fue desautorizada a existir por el mismo.

Esta radiación partiría del horizonte de sucesos, no del agujero negro en si mismo, por lo que los mismos “vivirían para siempre”. Otro error, Los agujeros negros existirán más allá del Universo inflacionario, hasta el Big-Crunch del Universo Retrayente.

Los agujeros negros serían monstruosos-los centrales de las galaxias, estelares, de estrellas de varias masa solares y los artificiales y tal vez, mini agujeros negros, de origen diferente a la acumulación de masa.

No pueden ser en su “centro” bolitas puntuales los tres tipos. De masa diferentes comprimidos al infinito. No sabemos si hay compresión infinita. No sabemos hasta que punto puede colapsar la gravedad la materia. En fin, se debe evitar usar la matemática por lo menos en el momento de hablar de singularidades y de infinitos, porque “se pudre todo”.

Señores, las singularidades NO EXISTEN COMO TALES.

La longitud de Planck (P) u hodón (término acuñado en 1926 por Robert Lévi) es la distancia o escala de longitud por debajo de la cual se espera que el espacio deje de tener una geometría clásica. Una medida inferior previsiblemente no puede ser tratada adecuadamente en los modelos de física actuales debido a la aparición de efectos de gravedad cuántica.

La longitud de Planck forma parte del sistema de unidades natural, y se calcula a partir de tres constantes fundamentales, la velocidad de la luz, la constante de Planck y la constante gravitacional. Equivale a la distancia que recorre un fotón, viajando a la velocidad de la luz, en el tiempo de Planck.

[][]

El tiempo de Planck o cronón (término acuñado en 1926 por Robert Lévi) es una unidad de tiempo, considerada como el intervalo temporal más pequeño que puede ser medido.[] Se denota mediante el símbolo tP. En cosmología, el tiempo de Planck representa el instante de tiempo más antiguo en el que las leyes de la física pueden ser utilizadas para estudiar la naturaleza y evolución del Universo. Se determina como combinación de otras constantes físicas en la forma siguiente:

segundos

 

Como vemos se basan estos datos sobre constantes que no son hoy muy creíbles y sus características no nos aseguran que la materia podría comprimirse infinitamente, como presuponen los agujeros negros y mucho peor, el mismísimo Big-Bang aceptado por muchos, sin más y sin distingos.

 

Si estos temas los tratamos filosóficamente encontramos que fueron definidos y convertidos en teoremas y fórmulas por individuos-si bien muy inteligentes- imbuidos  por ideas arcaicas nacidas de la teología.

 

Mayúscula sorpresa tendrán todos los que sin preconceptos traten de estudiar y comprender, la física, las matemáticas y la cosmología vanamente aceptada.

 

Cuando podamos alcanzar las estrellas, por un mucho de casualidad y ayuda- de saben quién- estas elucubraciones  caerán por su “peso excesivo” logrado por tonterías.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001

 

 

 

Contestación.

“Lo que algunos dicen sobre los inexistentes agujeros negros”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

Un grupo de expertos ha puesto en duda el nuevo estudio del famoso físico Stephen Hawking, que saltó a los medios la semana pasada, en el que aseguraba que “no hay agujeros negros”. Según los científicos, se trata de un trabajo “corto” y que “no tiene detalles”, por lo que no entienden con claridad su teoría.

 

El estudio de Hawking asegura que no existe el conocido como ‘horizonte de sucesos’, la frontera invisible a partir de la cuál nada puede escapar de un agujero negro, ni siquiera la luz. A su juicio, existe un horizonte ‘aparente’ que mantiene temporalmente prisioneras la materia y la energía antes de liberarlas de nuevo, aunque de una forma caótica.

 

Al respecto, los expertos destacan que este trabajo está publicado en ‘Arxiv.org’, un espacio en Internet en donde los investigadores pueden colgar sus estudios antes de que pasen por la revisión de científicos expertos y pueda ser publicado por una revista científica. Además, John Polchinski, del Instituto Kavli, ha apuntado a ‘Space.com’ que el autor “no precisa bien en este artículo la idea precisa de su conclusión y tampoco la justifica”.

 

Polchinski es uno de los miembros del equipo que, hace dos años, formularon la ‘paradoja del muro de fuego’, que enfrenta la teoría de la relatividad general contra la teoría cuántica de Einstein en el contexto de un agujero negro. Esta teoría se basa en un experimento de pensamiento acerca de lo que le pasaría a una persona si ésta cae en un agujero negro.

 

Si un astronauta cayera en un agujero negro, según la teoría de Einstein, flotaría más allá del horizonte de sucesos sin “ningún drama”, es decir, no se daría cuenta de que ha caído. El agujero negro tiraría del astronauta hacia su núcleo denso. En el otro lado de la paradoja radica la mecánica cuántica, que sugiere que no “hay dramas” para el astronauta en el horizonte de sucesos, pero se encontraría con un muro de fuego “justo en el interior del agujero negro que destruiría al desafortunado viajero”.

 

Junto a estas dos teorías también están los estudios de Hawking en las últimas décadas. En 1974, descubrió que la materia y la energía pueden escapar de un agujero negro a través de lo que se conoce como ‘radiación de Hawking’. Sin embargo, esta teoría viola una pieza básica de la teoría cuántica: la idea de que la información no puede ser destruida. Así que en 2004, Hawking admitió que estaba equivocado y, desde entonces nadie se ha mostrado muy seguro de cómo podría escapar la información de un agujero porque no es compatible con la relatividad general. Además, la destrucción de la información no es posible dentro de los límites de la teoría cuántica.

 

El estudio de Hawking intenta resolver las diferencias de estas teorías mediante la supresión del horizonte de eventos y su sustitución por la idea de los horizontes ‘aparentes’, una idea que “no aborda la paradoja del muro de fuego en absoluto”, según ha apuntado Raphael Bousso, físico teórico enla Universidadde California-Berkeley.

 

A su juicio, “no es posible tener ambas cosas, no tener ningún drama en el horizonte aparente y permitir que la información salga -ha añadido Bousso-. Hawking no discute este argumento, por lo que no está claro qué que quiere decir”.

 

Don Page, físico dela Universidadde Alberta (Canadá), apoya la opinión de su colega y asegura que “la eliminación de horizontes de eventos por sí misma no resuelve el problema del muro de fuego, que es un problema sutil”. “Y un agujero negro de horizonte libre de eventos no es una nueva propuesta”, ha indicado.

Page ha destacado que la idea de que un agujero negro no tenga realmente un horizonte de sucesos se remonta a más de un tercio de siglo, y asegura que no se sorprendería si alguien lo hubiera estudiado incluso “muchos años antes”.

En definitiva, solo ha servido este tema para poner sobre el tapete, cuan lejos estamos aún de saber profundamente muchas cosas.

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

Mucho más sobre los Takiones.

“Más sobre los Takiones”

 

Por Manlio E. Wydler (*)

 

Hasta hace menos de un año, nadie sabía que había temperaturas debajo del cero absoluto. Se suponían muchas cosas, entre ellos la inmovilidad de los componentes atómicos, la falta de fotones, estarían inmóviles y mil consecuencias más.

 

Sin embargo, se logró llegar al imposible de alcanzar Cero Kelvin, más, se lo dejó a tras y se encontraron con temperaturas súper calientes, las más tórridas que se pueden imaginar; varios millones de grados.

 

Las temperaturas no son infinitas, pueden ser muy grandes, pero nunca infinitas.

 

Esta es la temperatura negativa, al lado del Cero Kelvin. Hay aquí una transición de fase, donde las leyes físicas son diferentes.

 

Matemáticamente llegar al Cero Absoluto era una imposibilidad demostrada matemáticamente y por las leyes de la física, pero actuando con láseres se pudo activar la energía de tal forma que saltáramos al otro lado.

 

Estos experimentos sirvieron para mostrar que existe además el otro lado, con características físicas algo diferentes.

 

Se ha postulado un universo de antimateria, donde la materia y energía comunes son casi nulas y donde el tiempo corre al revés. De acuerdo a las teorías de Feynmann, los “antibosones” serian partículas elementales exactamente igual a sus bosones, pero con momento opuesto y retrocediendo en el tiempo

 

En este universo, la partícula más importante es el antibosónque no tiene masa imaginaria, sino masa negativa y una velocidad no infinita pero si muy grande, hasta 10 mil veces la velocidad de la luz, siendo el causante del entrelazamiento cuántico.

 

Su energía también es negativa.

 

Estas partículas son los llamados antiguamente Taquiones.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

Conceptos matemáticos que arruinan las matemáticas.

“Dos conceptos matemáticos que arruinan a la matemática y todo”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

La realidad es que no hemos visto seguro ninguno de ellos, pero determinados fenómenos que se observan en el Cosmos sólo se explican bien si se recurre a ellos o, al menos, a objetos increíblemente compactos.

El problema es cuando se va a los detalles y se trata de hilar fino. En ese caso tienen la ventaja de poner a pruebas las distintas teorías físicas de las que disponemos. No se trata de que algún agujero negro nos afecte directamente, sino cómo afecta el concepto de agujero negro a nuestras teorías o a la compatibilidad entre ellas.

Un agujero negro es un objeto con un campo gravitatorio tan intenso que cualquier cosa que caiga, incluso la luz, no puede escapar. Hay una frontera, llamada horizonte de sucesos, que si se cruza no hay vuelta atrás. En el caso más simple este horizonte de sucesos es una esfera con un radio igual al de Schwarzschild.

La forma habitual de obtener un agujero negro es acumular suficiente materia en una región de espacio muy pequeña, por ejemplo, partiendo del núcleo en colapso de una supernova de tipo II. A partir de una densidad dada la fuerza gravitatoria es capaz de vencer cualquier presión en contra, incluso el principio de exclusión de Pauli de los neutrones en una estrella de neutrones, y toda la materia colapsa según la Relatividad Generalen un punto denominado singularidad.
La singularidad es un punto en donde hay una densidad infinita. Además, como la masa-energía crea una curvatura del espacio-tiempo que lo rodea, la curvatura del propio espacio-tiempo también sería infinita e la singularidad.

Resumiendo, un agujero negro consta de una horizonte y un punto en el interior que es una singularidad y entre medias sólo hay espacio vacío muy curvado. Bueno, esta es la idea de un agujero negro asintótico en el tiempo. Debido a que la curvatura del espacio-tiempo es muy pronunciada entonces hay una gran dilatación temporal, por lo que en el interior las cosas transcurren muy lentamente y la materia puede estar todavía colapsando y no haberse formado todavía la singularidad cuando en el exterior han pasado miles de millones de años.
Aquí nos surge un primer problema. El concepto de singularidad escapa a la posibilidad de predicción dela Física, pues de una singularidad puede salir cualquier cosa. Desde el punto de vista clásico no pasa nada porque la singularidad no está desnuda al está protegida por el horizonte de sucesos, simplemente es imposible verla.

Se cree que desde el punto de vista cuántico no hay tal singularidad, sino que llegados a la escala de Planck la materia no se puede comprimir más porque hay un análogo al principio de exclusión de Pauli que afecta al propio espacio. Los átomos de espacio no pueden ocupar un mismo lugar y se impide que el espacio (y la materia que pueda contener) se comprima más. Así que asunto liquidado, en principio. Lo malo es que no tenemos una teoría cuántica de gravedad y estos resultados se obtienen con modelos de juguete.

Pero si aplicamosla Mecánica Cuánticaal horizonte de sucesos ocurren más cosas curiosas, tal y como descubrió Hawking en su día. En el horizonte de sucesos se forman pares de partícula-antipartícula virtuales gracias al principio de incertidumbre. Una de ellas puede caer al agujero y la otra ya no tiene con quien aniquilarse y adquiere consistencia real. La que cae lleva masa negativa que hace disminuir la masa del agujero. Desde fuera es como si el agujero negro se evaporara y tuviera una temperatura. Este tipo de trabajos permitió, por tanto, definir una entropía en los agujeros negros que depende de la masa del mismo (o de su área, ya que son equivalentes). El resultado es que el agujero negro se va evaporando hasta que desaparece. Lo malo es que en ese caso la singularidad, si existe, se deja ver, está desnuda.

Un problema que siempre ha estado relacionado con los agujeros negros es el problema de la información, asunto sobre el cual Hawking hizo una de sus típicas apuestas. Los físicos asumen en general que la información en Física puede ser alterada, cambiada de lugar o arrojada a sitios en donde es difícil de recuperar, pero que nunca puede ser destruida, incluso bajo el punto de vista cuántico. El problema y paradoja surge cuando consideramos la información que va a parar al “olvidadero” que constituye un agujero negro. La información parece ser destruida una vez cruza el horizonte de sucesos.

Los trabajos de Gerard ‘t Hooft, Juan Maldacena y Leonard Susskind permitieron introducir el principio de complementariedad. Según este principio los observadores de dentro y fuera del horizonte de sucesos pueden tener descripciones complementarias o equivalentes de la misma física cuántica y que, por tanto, toda la información cuántica que entra en el agujero negro acaba siendo emitida en la radiación de Hawking sin violar la evolución unitaria del estado cuántico. Así que la radiación de Hawking, aunque parezca puramente térmica, contiene la información de todo lo que cayó en el agujero, por lo que el Universo no perdería información en estos objetos al no ser esta destruida.

En octubre pasado veíamos en NeoFronteras un resultado que causó mucho revuelo en el mundillo. Según Joseph Polchinski y Donald Marolf el espacio no es suave en las cercanías del horizonte de sucesos como se había asumido hasta ahora, sino que hay una división, frontera u horizonte al que llamaron “muro de fuego”, un muro de energía que podría ser el fin del espacio-tiempo tal y como lo conocemos y que nos salvaría de la paradoja de la información. Cualquier cosa que chocara contra ese muro se disolvería en sus bits de información constituyentes, así que la información se conserva al no pasar al interior. El horizonte de sucesos no puede ser cruzado y el agujero negro “tiene pelos”. Pero esto contradicela Relatividad General, pues según esta teoría el cruce de horizontes de sucesos debe ser suave y no tener sobresaltos.

Algunos físicos que estudiaron en principio esta idea se resistieron a aceptarla al considerar este “muro de fuego” como demasiado extraño o artificial. Pero nadie parecía encontrar argumentos válidos en contra de su existencia sin sacrificar alguna cosa. Desde entonces han estado buscando maneras de eliminar este muro de fuego.

Ahora llega Hawking y escribe un artículo corto de dos páginas netas sin fórmulas (algo que para él ya debe ser muy difícil de escribir, dado su estado) que ha causado cierto revuelo el los medios, principalmente porque los periodistas no lo han entendido. Hay que decir, de todos modos, que incluso para los expertos es difícil de interpretar un texto sin ecuaciones y nada resiste un análisis pormenorizado de cada frase sin que aparezcan imperfecciones.
Hawking no afirma que no existan los agujeros negros, en concreto dice lo siguiente:

“The absence of event horizons means that there are no black holes – in the sense of regimes from which light can’t escape to infinity.”

“La ausencia de horizontes de sucesos significa que no hay agujeros negros – en el sentido de regímenes a partir de los cuales la luz no puede escapar al infinito.”

Lo malo es que algunos se han quedado sólo con la copla de la no existencia de agujeros negros, cuando lo que niega es el concepto de horizonte de sucesos estándar. Justo después dice que, sin embargo, hay horizontes de sucesos aparentes que persisten durante un gran tiempo.
Estos horizontes de sucesos aparentes serían superficies en las cuales se atraparía la luz y cuya forma variaría debido a las fluctuaciones cuánticas.

En estudios previos en los que se ha jugado con un concepto similar se llegó a la conclusión de que estas superficies no serían distinguibles de un horizonte de sucesos estándar. Pero Penrose dedujo resultados que indicarían que son distinguibles. En resumen, el asunto está poco claro.
La ventaja de la idea de Hawking es que, según él, se elimina el “muro de fuego”. Además Hawking sugiere que lo que hay debajo de ese horizonte es caótico, por lo que toda información que salga de ahí es casi imposible de interpretar. Es decir, la información no es destruida en un agujero negro, pero no es útil. Sería como tratar de predecir el tiempo atmosférico con semanas de anticipación.

La comunidad científica está todavía estudiando el asunto y algunos, o muchos, no están convencidos. Acusan a Hawking de sustituir el “muro de fuego” por un “muro de caos”. Otros incluso creen que la idea no impide la formación de un muro de fuego.

Por otro lado, Carlo Rovelli ha publicado un artículo muy especulativo en el que sustituye la singularidad del agujero negro por una estrella de Planck. Rovelli, al que el que escribe conoció en una conferencia, trabaja en teoría cuántica de gravedad, concretamente en teoría cuántica de lazos, y es una persona amena contando cosas. Se ha usado esta teoría para eliminar las singularidades, pero, en este trabajo, Rovelli no emplea a fondo esta idea.

La cuestión es qué queda cuando se evapora un agujero negro. Una singularidad desnuda es un asunto muy feo, así que en este caso la sustituye por una estrella de Planck, un objeto muy compacto, pero no infinitamente denso. La estrella de Planck es deducida a partir de la ecuación de Friedman y algunos conceptos de gravedad cuántica. Sería un objeto (una bolita) con una densidad de Planck, es decir la masa de Planck dividida por la longitud de Planck al cubo, que es 2πc5/hG2, en donde c es la velocidad de la luz, h la constante de Planck y G la constante de gravitación universal. Una estrella con la masa del Sol que colapsara hasta una estrella de Planck tendrían un tamaño de 10-12 metros. Que es cien veces más pequeño que un átomo, pero 1000 veces más grande que un núcleo atómico. Es un objeto muy compacto, pero está a escala de laboratorio. Cuando se habla de la escala de Planck el problema es que se hablan de distancia o energías fuera del límite experimental, que además es la escala a la que operaría la gravedad cuántica.

Rovelli y Francesca Vidotto no proponen un mecanismo que supuestamente impide el colapso total indefinidamente al no ser necesario. Temporalmente, esos sí, habría una presión cuántica que se opondría a la gravedad. La cuestión está en el tiempo que permanece en ese estado o fase metaestable.

La vida media de una estrella de este tipo es muy corta si lo medimos en su tiempo propio. Pero, debido a la dilatación temporal, un observador que se encontrara en el interior del agujero negro vería que su formación necesita más tiempo que el necesario para la evaporación del agujero negro por radiación Hawking.

Según se evapora el agujero negro, el radio de la estrella de Planck debido a un rebote producido por una supuesta repulsión gravitatoria debida a las propiedades cuánticas del espacio-tiempo. Pero, al tiempo, el radio del horizonte de sucesos disminuye hasta que ambos coinciden. Entonces se produce la evaporación efectiva del agujero negro y lo que queda como remanente es una estrella de Planck, pero no una singularidad ni un objeto a la escala de Planck.
Encima, esta idea resuelve el problema de la pérdida de información y elimina el “muro de fuego”. Toda la información cuántica que se tendría que evaporar se queda en la estrella de Planck. Además, esta estrella reduce el tiempo de evaporación de tal modo que el argumento usado para la formación del “muro de fuego” por sus proponentes no puede ya usarse.

Obviamente la idea de la estrella de Planck está todavía en pañales y no hay buenos argumentos teóricos a su favor, entre otras cosas, ¡cómo no!, porque no tenemos una teoría cuántica de la gravedad que prediga la existencia de ese tipo de objetos o que los justifique suficientemente.
Pero lo más importante es que Rovelli afirma que estas estrellas se podrían detectar experimentalmente siempre y cuando haya agujeros negros primordiales (generados durante el Big Bang y con una masa de 1012 kg) evaporándose en la actualidad, algo que es muy discutible porque no hay pruebas de que tales agujeros negros existan. Pero si es así y se detectan la teoría podría esperar un poco ante la evidencia experimental.

El horizonte de sucesos, puede existir o no, si el agujero negro tiene falta de “comida por eones”, ya que dejará de digerirla y por ende, tarde más que temprano no tendrá su aparato digestivo, o sea un horizonte de sucesos real.

 

El que puede desaparecer- con un tiempo demasiado largo para la existencia de cada universo, por la “radiación de Hawkins” sería parte del horizonte de sucesos, pero no el ya formado agujero negro, que solo se transformaría en un Universo retrayente en el Big-Crunch-ver mi Cosmogonía-

 

La singularidad no existe ya que hay un límite en la compresión de la materia, luego La singularidad no existe y si estrellas de Quarks y estrellas de preones o estrellas de Plank de diferentes tamaños.

 

Los llamados agujeros negros, pueden ser estrellas de quarks, invisibles al ojo humano pero del tamaño de Caronte.

 

Según las masas de las estrellas de las que derivaron pueden se bolas o bolitas de diferentes masa más o menos comprimidas, de diferentes diámetros y masas.

 

Hay agujeros negros de una masa el doble en origen que nuestro Sol y Agujeros negros monstruosos de masa de millones de soles, paciente mente deglutidos en multitud de ciclos de canibalismo, choques, aglomeraciones, conjunciones etc.

Dicho sin singularidades e infinitesimales…..Según las diferentes historias de acumulaciones y pensando en el espacio de Plank, las estrellas de Plank, sería agujeros negros de diferentes tamaños, sobre un piso de acumulación marcado por la máxima comprensión tolerable para los preones.

 

Es así que hoy se habla de agujeros negros bebé-Estrellas de Quarks, por el colapso de estrella de neutrones y agujeros negros de baja masa hasta los monstruosos agujeros negros centrales del centro de las galaxias, que aún con el máximo apretujamiento, tienen el tamaño extraordinario  de grandes asteroides, pero de una atracción que en conjunto forman el límite del caos entre el Universo Expansivo y el Universo Retrayente.

 

La singularidad solo existe como concepto matemático, al igual que el infinito, pero no nos sirve para definir las cosas más pequeñas, más alejadas de nosotros en espacio y en tiempo. En fin este tema está arruinado por el canto de sirena que na explica y nada mide.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Entre cada Universo alterno hay una esfera de agujero negro con toda la información, tras el límite caótico están los otros universos, ora inflacionarios, ora retrayentes:

 

 

Mapa climático de una enana marrón.

“Mapa climático de una enana marrón”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

 

 

Esta enana marrón ha sido explorada con un telescopio VLT (Very Large Telescope) y forma parte de un sistema dual que tiene como nombre «Luhman AB», a unos seis años luz del Sol.

 

Las enanas marrones son el eslabón entre los planetas gigantes gaseosos, como Júpiter y Saturno, y las estrellas frías débiles. La primera de ellas se descubrió hace veinte años y solo se conocen unos pocos cientos.

 

Apenas pueden brillar débilmente en longitudes de onda infrarrojas de la luz debido a que no contienen la suficiente masa para iniciar fusiones nucleares.

 

La pareja «Luhman 16 AB», descubierta a principios de 2013, se encuentra en la constelación austral de «La Vela» y es el tercer sistema más cercano a la Tierra después de «Alfa Centauri» y de la «Estrella de Barnard».

 

De ambas, «Luhman 16B», de la que se ha elaborado el mapa, es la más débil ya que se ha observado que cambia ligeramente su brillo cada pocas horas a medida que rota, una clave que indica que puede tener marcadas características en su superficie, atribuidas a nubes y tormentas, similar a un súper Júpiter.

 

Para llegar a estas conclusiones, un equipo internacional realizó fotografías y, además, estableció zonas de luz y oscuridad en la superficie de la enana marrón.

 

«Nuestro mapa de esta enana marrón nos acerca un paso más a la meta de conocer los patrones climáticos en otros sistemas solares» Las conclusiones al completo de estos estudios se publicarán el 30 de enero de 2014 en la revista «Nature».

 

Ian Crossfield, del Instituto Max Planck de Astronomía, Heidelberg (sur de Alemania) y autor principal de el artículo, avanzaba en el comunicado del ESO que las enanas marrones pueden tener superficies moteadas.

 

«Pronto seremos capaces de ver cómo se forman los patrones de nubes, cómo evolucionan y se disipan en esta enana marrón y los exometeorólogos podrán predecir si un visitante de «Luhman 16B» tendrá cielos cubiertos o despejados», ha añadido.

 

Para llevar a cabo este mapa de superficie, los astrónomos utilizaron el CRIRES del VLT, que permitió capturar el brillo a medida que la enana marrón rotaba y ver si las zonas oscuras o iluminadas se movían hacia dentro o hacia fuera.

 

Este estudio permitirá a los astrónomos aprender más sobre las atmósferas de planetas gigantes jóvenes, ya que son muy similares.

 

«Nuestro mapa de esta enana marrón nos acerca un paso más a la meta de conocer los patrones climáticos en otros sistemas solares», concluye Crossfield.

 

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Diferentes aspectos de la superficie, mientras rota la enana marrón:

Así es el primer mapa del tiempo de una enana marrón

 

Entrelazamiento cuántico a hipervelocidad.

“Entrelazamiento cuántico”

 

Por Manlio E. Wydler (*)

 

 

Existen misterios científicos que no han sido explicados en el marco teórico actual, como el entrelazamiento cuántico y el problema del horizonte, dos misterios que tienen en común la limitante de la velocidad de la luz como constante máxima en el universo.

 

En el caso del problema del horizonte no se explica como el universo es simétricamente homogéneo si para esto la información debería de viajar más rápido que la luz.

 

En el caso del entrelazamiento cuántico, al que Einstein llamo acción fantasmagórica a distancia y que describe el fenómeno observado y confirmado de la comunicación cuasi instantánea de dos partículas, y que según recientes experimentos la información entre estas viaja diez mil  veces más rápido que la luz.

Sin embargo, la dificultad de dar explicación científica a estos fenómenos hiperlumínicos que se empezaron a notar en los estudios sobre la luz ralentizada en gases supefríos, anteriores a la noticia de los resultados del experimento OPERA efectuados en el CERN, en el que fueron detectados neutrinos que viajaron una distancia de730 Km. 60 nanosegundos mas rápido que la luz. 

El hallazgo de neutrinos taquiónicos fue reconfirmado, con ciertos escándalos en el CERN y luego por el Ice Cube antártico que descubrió la interacción de 27 neutrinos, a los que se les encontró una  fuente en el Universo y después de cierto tiempo, apareció una supernova en ese lugar. Los neutrinos también le ganaron la carrera a la luz.

Los takiones, o antibosones pueden viajar miles de veces más rápido que la luz, en el Universo Alterno Retrayente merced a su masa negativa. El campo taquiónico no es posible verlo en este Universo Expansivo, ya que es una partícula virtual para nosotros, pero si podemos ver sus efectos en las partículas entrelazadas, ya que a ellas las vemos gracias a los fotones.

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

Las estrellas rejuvenecidas.

“Estrellas azuladas que no deberían aparecer como jóvenes”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (*)

Brillan mucho, pero son más viejas de lo que aparentan y, esto era desconcertante, ganaron masa –plasma- en la última etapa de su vida.

“Estas estrellas azules, luminosas, han agotado el hidrógeno combustible y apagaron sus llamas hace mucho tiempo”, explica Robert Mathieu, astrónomo dela Universidadde Wisconsin-Madison. “Pero todavía están allí. De algún modo han incrementado recientemente su masa y su fuente de combustible”. Aunque parezcan estrellas de tercer orden son de primer o segundo orden.

Mathieu y su colega de Wisconsin, Aaron Geller, escribieron un artículo en la revista Nature, demostrando que en muchos casos las rezagadas azules, si no en todos, roban esa masa de estrellas compañeras y que, en algunos casos lo hacen impactando contra sus vecinas.

En el nuevo reporte en Nature, Geller y Mathieu muestran que la manera de crecer en masa de las rezagadas azules se ajusta con los tres escenarios que imaginaron los astrofísicos para que éstas crecieran en tamaño y continuaran brillando cuando otras estrellas de edad y masa similar han pasado a ser cadáveres estelares. La posibilidad de que se den colisiones estelares, dice Mathieu, crece en las aglomeraciones de un cúmulo estelar, los sistemas de estrellas binarias se rozan unos con otros y se arremolinan en órbitas que se cruzan y, a veces, quedan en curso de colisión.

La nueva mirada a la demorada evolución de las rezagadas azules, estrellas que fueron observadas por primera vez y bautizadas en la década de los 50, se basa en una década de cuidadosa observación de un antiguo cúmulo estelar conocido como NGC 188. Situado en el firmamento cerca de Polaris, la Estrella del Norte, y a una distancia de 6.000 años luz de la Tierra, NGC 188 es una agrupación de, quizás, cientos de miles de estrellas, todas ellas de más o menos la misma edad, y que alberga 21 rezagadas azules.

Hace poco, los astrofísicos lanzaron las hipótesis de que las rezagadas azules crecían de tres maneras posibles, todas ellas involucrando estrellas compañeras orbitándose una a la otra.

La primera posibilidad, explica Mathieu, involucra dos estrellas en una órbita binaria relativamente cercana con una de las estrellas hinchándose al volverse gigante roja, un tipo de estrella que agota su combustible y entonces crece hasta ser mucho más grande que una estrella ordinaria. En este escenario, la gigante roja vuelca su capa exterior en su estrella compañera, determinando el escenario para que ésta se convierta en una rezagada azul.

Más recientemente, los astrónomos están viendo las formas en que las estrellas pueden chocar, algo que se creía imposible. Las probabilidades de que las estrellas ordinarias choquen entre sí son casi nulas, pero cuando los sistemas de estrellas binarias se cruzan en su camino, sobreviene el caos gravitacional y entonces las chances de que haya choques estelares son mayores, señala Mathieu.

La tercera manera en que podría ser creada una rezagada azul es cuando una tercera estrella roza un sistema estelar binario, ejerciendo suficiente tirón para que las estrellas binarias se fusionen una con la otra para formar una estrella más masiva.

“En los tres escenarios, se tienen al final estrellas más masivas llamadas rezagadas azules”, nota Mathieu. “Para ser breve, son estrellas que parecen ir a los tumbos en la noche”.

Siendo experto en estrellas binarias, Mathieu ha estado observando el cúmulo estelar NGC 188 durante una década. Muchas de las observaciones fueron realizadas con el telescopio WIYN de 3,5 metros en Kitt Peak, Arizona, un observatorio operado por la universidad W-Madison,la Universidad Indiana, la universidad de Yale y los Observatorios Astronómicos Ópticos Nacionales.

Mathieu y sus colegas notaron que al menos tres cuartos de las rezagadas azules del cúmulo NGC 188 están en sistemas binarios. “Éstas no son estrellas normales retrasadas en su evolución. Aquí está ocurriendo algo inusual con sus compañeras”.

Geller, estudiante graduado de la universidad W-Madison, señala que NGC 188 posee una cantidad relativamente grande de rezagadas azules de tipos diversos, incluyendo un sistema binario formado por dos rezagadas azules.

Este asombroso objeto, argumenta Geller, es un emblema de las complejas danzas e intercambios de las binarias, incluyendo el “intercambio de parejas”, que se produce en el entorno de NGC 188: “Casi con certeza esta rezagadas azules se formaron por separado, y luego los dos sistemas binarios que ellas componían se encontraron, eyectando dos de las estrellas y dejando atrás este verdadero objeto único”.

El largo y paciente estudio de las rezagadas azules en NGC 188 revela, además, que las estrellas están rotando mucho más rápido que el promedio de estas estrellas, una cualidad que Mathieu y Geller esperan usar para determinar cuán recientemente se formaron las rezagadas azules.

“La gente ha estado tratando de encontrar propiedades distintivas de estas estrellas durante 50 años”, señala Mathieu. “Lo que las rezagadas azules nos muestran es que la vida en un cúmulo estelar raramente es una existencia solitaria

(*) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.