Ya vemos las primeras estrellas…

“Las estrellas primeras, más tardías de lo pemsado, por lo tanto  son las que vemos a la distancia mayor hoy”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

 

Los nuevos mapas-2015- de la luz polarizada que llena todo el cielo procedente del universo temprano, obtenidos por el satélite Planck, de la ESA, han revelado que las primeras estrellas se formaron mucho más tarde de lo que creía

La historia de nuestro universo comenzó hace 13.800 millones de años. Los científicos se esfuerzan en leerla estudiando los planetas, asteroides, cometas y otros objetos de nuestro sistema solar, y observando la luz de estrellas y galaxias lejanas, y de la materia entre ellas.

Una fuente esencial de información es la radiación de fondo cósmico de microondas, o CMB -siglas en inglés-, la luz fósil procedente de una era en que el universo era caliente y denso, apenas 380.000 años tras el big bang.

Gracias a la expansión del universo hoy en día esta luz -no visible al ojo humano, solo detectable en el rango de las microondas- llena todo el cielo.

Entre 2009 y 2013 Planck barrió el cielo para estudiar esta luz primigenia con un grado de precisión nunca logrado. Las pequeñas diferencias en la temperatura de esta radiación en distintas regiones del cielo son indicativas de variaciones de densidad en el universo en la época en que se emitió la radiación CMB, y son las semillas de las acumulaciones de materia que vemos en el presente: las estrellas y galaxias.

Los científicos de Planck han publicado los resultados del análisis de la luz fósil emitida poco después del big bang en varios trabajos científicos a lo largo de los últimos dos años, confirmando el escenario cosmológico de nuestro Universo en gran detalle.

Pero hay más aún. La radiación de fondo contiene todavía más información sobre nuestra historia cósmica, codificada en su polarización”, explica Jan Tauber, jefe científico de Planck, de la ESA.

“Planck ha medido esta señal por primera vez a alta resolución en todo el cielo, generando los mapas hoy hechos públicos”.

En un principio los fotones estaban atrapados en una densa y caliente sopa de partículas que, cuando el universo tenía apenas unos segundos de edad, consistía sobre todo en electrones, protones y neutrinos. Debido a la alta densidad, los electrones y fotones chocaban con tanta frecuencia que el universo temprano estaba lleno de ‘niebla’.

Poco a poco, a medida que el cosmos se expandía y enfriaba, los fotones y las demás partículas se alejaban cada vez más, y las colisiones se volvían menos frecuentes.

Esto trajo dos consecuencias: los electrones y protones pudieron finalmente combinarse y dar lugar a átomos neutros sin ser destrozados por los choques con los fotones, y los fotones pudieron viajar libremente por primera vez, sin estar inmersos en la niebla cósmica.

EL Big Bang, consistió en una emanación más bien lenta, no explosiva, un verdadero agujero Blanco, para nada puntual, puerta de salida de materia y energía proveniente, desfasada de el Universo retrayente alterno. (Nota del Redactor)                      (º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

 

 

 

 

Fobos, más parece artificial…

 

“Sobre Fobos”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

 

Fobos, una de las lunas de Marte,  cuyo nombre significa en griego «miedo» y «pánico», tiene los días contados. Los científicos han alertado en anteriores ocasiones de que este asteroide capturado por el planeta rojo y convertido en luna está perdiendo altura poco a poco (a un ritmo de 1,8 centímetros al año), y que acabará estrellándose contra el suelo. Otros han avisado de que la gravedad de Marte está acabando con su integridad estructural, y que podría ser cuestión de millones de años que acabara despedazada.

 

 Además de estas terribles fuerzas, Fobos no solo ha sido víctima del impacto de grandes rocas que quedaron atrapadas por la gravedad de Marte, sino que en algunos casos los escombros resultantes en los impactos volvieron a caer sobre ella. Es la principal conclusión de un estudio publicado este martes en la revista Nature Comunications por parte de investigadores de la Universidad de California en Santa Cruz.

 

«Mostramos una fuerte relación entre las extrañas formaciones (grietas lineales y cadenas de cráteres) y los (…) impactos sobre Fobos», han explicado los autores del estudio, M. Nayak y E. Asphaug.

 

Para llegar a estas conclusiones, los autores dicen haber creado un modelo de «reimpactos» capaz de seguir el rastro de los restos hasta su fuente, lo que facilitará futuros estudios sobre la superficie de planetas y la historia geológica de los satélites del Sistema Solar .Muchos piensan que esos agujeros en línea son costuras de las mamparas de lo que para muchos es una enorme nave espacial. (Nota del Redactor)

 

La superficie de Fobos, una roca de apenas 22 kilómetros de longitud, órbita tan cerca de Marte (un poco más de una Tierra de distancia, unos 6.800 kilómetros), que la gravedad marciana es capaz de dañar la estructura interna del satélite. Esto ha creado con el paso del tiempo grandes colinas y estriaciones en su superficie, que han venido a deformar una roca ya repleta de cráteres.

 

Pero aparte de aquellos, otras de las grietas lineales y las cadenas de cráteres no pueden explicarse por estas fuerzas de marea, según estos autores. Su origen, según Nayak y Asphaug, está en impactos «secundarios» provocados por la colisión de cuerpos originados en choques anteriores.

Este proceso se repite una y otra vez, a medida que los impactos crean cráteres que expulsan más material al espacio, y se forman las características cadenas. Esta violenta forma de vida genera además una capa de polvo permanente de un metro de grosor.

Investigaciones anteriores han pronosticado que el satélite se fragmentará dentro de 30 o 50 millones de años, lo que pondría fin a una vida iniciada cuando la gravedad de Júpiter y luego la de Marte atraparon a este asteroide (y a otro, que luego se llamó Deimos) en el poblado cinturón de asteroides del Sistema Solar.

Con todo, estudiar esta luna resulta interesante para entender el funcionamiento de los planetas y satélites y para remontarse a los orígenes del Sistema Solar. No en vano esta roca está hecha de condritas, los materiales que construyen tanto el cinturón de asteroides como el cinturón de Kuiper, los lugares donde hoy en día se conservan los ladrillos básicos con los que se construyeron los planetas. Debajo del polvo, se encuentran mamparas metálicas, para nada condritas. (Nota del Redactor).

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Resultado de imagen para Fotos de Fobos

Nuevos Pterosaurios en Argentina.

“Hallan dos nuevas especies de pterosaurios en Argentina”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

Los científicos publicaron este martes el hallazgo de dos nuevas especies de pterosaurios, un grupo extinto de reptiles que dominó los cielos durante el Mesozoico, la «Edad de los Reptiles», y que se consideran hoy en día como los primeros vertebrados capaces de volar. La envergadura de estos reptiles podía ser similar a la de pequeños aviones, e ir de los 4 a los 11 metros, y el tamaño de su cuerpo era parecido al de las jirafas actuales.

 

Uno de las nuevas especies ha sido descrita a partir de fósiles encontrados en la Patagonia, y ha recibido el nombre de «Allkauren koi», en honor a las palabras nativas «all», cerebro, y «karuen», antiguo. Su hallazgo, publicado en Peer J., ha sido de especial relevancia por aportar nuevos datos sobre la anatomía del cráneo de estas criaturas.

 

El otro hallazgo, publicado en la revista Royal Society Open Science se ha caracterizado por el pequeño tamaño del esqueleto fósil hallado, en esta ocasión en tierras de la Columbia Británica (Canadá). Si la mayoría de los pterosaurios conocidos eran criaturas enormes, el nuevo espécimen tiene una envergadura de apenas un metro y medio (cuando los cóndores pueden llegar hoy en día a los tres).

 

Gracias a los restos del cráneo del Allkauren koi los científicos han obtenido nueva información sobre los orígenes y la evolución de estos reptiles, cuya anatomía del sistema nervioso apenas se había reconstruido gracias a investigaciones hechas a partir de tres especímenes.

 

En esta investigación los científicos examinaron los fósiles, encontrados en la provincia de Chubut, en Patagonia, a través de tomografías (TACs). Gracias a esto, pudieron reconstruir la estructura interna del cráneo y del oído interno y trazar a partir de esa información el posible «árbol genealógico» de esta especie (el llamado árbol filogenético).

 

La principal conclusión obtenida ha sido que esta especie representa una «etapa intermedia de la evolución del cerebro de los pterosaurios y sus adaptaciones al medio aéreo», tal como ha explicado en un comunicado Diego Pol, coautor del estudio.

En cuanto al otro pterosaurio hallado, esta vez en la Columbia Británica, los científicos han destacado su valor por su modesta envergadura. Esto les ha llevado a relacionarlo con la familia Azhdarchidae, un grupo caracterizado por su pequeño tamaño, por no tener dientes y por aparecer en las últimas etapas de la evolución de los pterosaurios.

 

Lo relevante de esta asociación es que se cree que, durante la época en la que esta criatura vivió, en el Cretácico tardío, ya a finales de la «Edad de los Reptiles», los cielos estaban dominados por pterosaurios gigantescos y por pájaros más pequeños, pero no por reptiles intermedios.

 

«Este nuevo pterosaurios es muy interesante porque sugiere que los pequeños estuvieron presentes hasta el final del Cretácico, lo que quiere decir que no fueron desplazados por los pájaros», ha explicado en un comunicado Elizabeth Martin-Silverstone, investigadora en la Universidad de Southampton.

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

«Allkauren koi» a la izquierda, y un pequeño pterosaurio del grupo de la familia Azhdarchidae, a la derecha

«Allkauren koi» a la izquierda, y un pequeño pterosaurio del grupo de la familia Azhdarchidae, a la derecha

Bases extraterrestres.

“Las fotos de Ceres y lo dicho por las astronauta Airlt, de Roswell coinciden”

 Compilado por Manlio E. Wydler (º)

 

Desde el momento en que fueron descubiertos los puntos brillantes en Ceres por la sonda espacial Dawn de la NASA, dejaron fascinados tanto a científicos y astrónomos aficionados de todo el mundo. Pero la pregunta desde entonces ha sido: ¿Qué son y por qué están allí? Hasta el momento la NASA no ha ofrecido ninguna explicación oficial de peso, aunque algunos científicos creen que las misteriosas luces podrían ser piscinas de hielo en el fondo de un cráter que actúan como una superficie reflectante, mientras que otros piensan que podría ser debido a la actividad volcánica en el planeta enano.

Son tantas las preguntas sin respuesta que la propia NASA ha tenido que habilitar una página web para que la gente pueda opinar sobre la naturaleza de estos dos puntos brillantes. Pero ahora nuevas imágenes parecen mostrar como las misteriosas luces brillantes proceden de ciudades o bases de origen extraterrestre.

Recientemente, la NASA publicó nuevas imágenes con gran detalle de los misteriosos puntos brillantes en el planeta enano Ceres. Pero a pesar de que la sonda espacial Dawn consiguió las mejores imágenes hasta el momento de las “luces” en el interior de un cráter, los científicos continúan sin tener ninguna explicación lógica para el misterioso fenómeno.

Según se pude apreciar en las imágenes ofrecidas por la NASA, dentro de un cráter hay un grupo central de puntos brillantes rodeados por otros puntos brillantes de diferentes tamaños.

“Los misteriosos puntos brillantes hacen de Ceres único de todo lo que hemos visto antes en el sistema solar”, dijo Christopher Russell, profesor de la Universidad de California en Los Ángeles e investigador principal de la misión Dawn. “El equipo científico está trabajando para entender su origen. Con vistas más cercanas a los nuevos ángulos, pronto tendremos las mejores condiciones para determinar la naturaleza de este enigmático fenómeno. Todo lo que aprendemos de Ceres es absolutamente nuevo. Nos acercamos a él con temor y casi con total ignorancia.”

Pero no todo el mundo está de acuerdo con la explicación ofrecida por Christopher Russell, y hay muchas personas que creen que la NASA está ocultando la verdad. Para los teóricos de la conspiración no hay duda alguna, las misteriosas luces brillantes son en realidad las luces de las calles y edificios altos en ciudades extraterrestres, únicamente visibles desde el espacio.

Scott C. Waring, editor de la página web UFO Sightings Daily, ha afirmado que existen muchas más estructuras luminosas extraterrestres en las imágenes de Ceres, y que son más visibles cuando se cambia el contraste de la foto.

“Esta nueva foto es un primer plano de Ceres en el hemisferio sur”, explicó Waring. “Yo añadí contraste para ver las estructuras con más claridad. La NASA está tratando de demostrar que no hay nada en el planeta enano, y mucho menos que hay vida extraterrestre. Por supuesto, cometieron un error. En las imágenes se pueden observar dos estructuras blancas, y una de ellas tiene detalles cúbicos similares a las luces originales. Parece que hoy estamos aprendiendo más sobre Ceres.”

Cabe mencionar que son muchas las personas que llevan tiempo asegurando que los puntos brillantes en las imágenes de Ceres enviadas por la sonda espacial de la NASA son ciudades y una prueba irrefutable de la existencia de civilizaciones extraterrestres.

Mientras tanto, otros expertos en anomalías espaciales aseguran haber avistado en las imágenes proporcionadas por la NASA ovnis volando por encima del planeta. En una de las imágenes se podía apreciar la sombra un enorme objeto cerca de Ceres, lo que podría ser una “nave nodriza extraterrestre”. Otro ufólogo aseguró ver una mancha oscura sobre los dos grandes puntos brillantes no identificados, que parecía ser un OVNI realizando un movimiento de 180 grados.

Aunque también cabe destacar que los más escépticos aseguran que todas estas evidencias no son pruebas de que Ceres este habitado por una raza de extraterrestres, y que más bien los misteriosos puntos luminosos son “volcanes de hielo”, pero hasta que la NASA no tenga datos suficientes no emitirán un comunicado oficial.

Matilda O’Donnell MacElroy, quien se desempeñó como enfermera del grupo de bombarderos 509 con base en Roswell en 1947, proveyó de estos documentos al editor, junto con dos cartas, y notas personales.

Estas transcripciones oficiales revelan el dialogo con un ser extraterrestre, único sobreviviente del famoso accidente de Roswell, ocurrido el 8 de Julio de 1947 en Nuevo México, mantenido en secreto –bajo amenaza de muerte- por la enfermera MacElroy durante 60 años, y revelado unos pocos meses antes de su muerte a la edad de 83 años.

El último deseo de la señora MacElroy fue que las transcripciones finalmente sean reveladas al mundo, como consta en la carta que las acompaña donde ella dice: “La humanidad necesita saber las respuestas a preguntas que contienen estos documentos: ¿Quiénes somos? ¿De dónde venimos? ¿Cuál es nuestro el propósito en la Tierra? Si hay vida inteligente en alguna otra parte del universo, ¿porque no nos han contactado? Es vital que la gente entienda las consecuencias devastadoras para nuestra supervivencia física y espiritual si fallamos en tomar las medidas necesarias, para deshacer los efectos de una larguísima y persistente intervención extraterrestre sobre la Tierra.”

En sus cartas, ella afirma que las transcripciones son un registro exacto de una serie de entrevistas que ella condujo, a una extraterrestre, durante su servicio militar, como enfermera de vuelo en la Fuerza Aérea del Ejercito de los Estados Unidos de Norteamérica, durante los meses de Julio y Agosto de 1947.

Tan pronto como los primeros problemas de comunicación fueron resueltos, lo que se detalla en los primeros seis capítulos, se hizo evidente que la extraterrestre conocida como Airl, no tenía ningún interés en la agenda militar que se desarrollaba a su alrededor, en cambio decidió “hablarle” a Matilda, proveyéndole información vital para la humanidad en los siguientes diez capítulos.

La entrevistada, se identificó a sí misma como una oficial, piloto e ingeniera de La Fuerza Expedicionaria del Dominio, una raza de seres provenientes de otro universo, -de la zona de Tau-Zeti, pero con otro nombre en el otro Universo Alterno -quienes han estado usando el cinturón de asteroides de nuestro sistema solar, como base de operaciones intergalácticas, por los últimos 10.000 años. Su flota espacial usa el Planeta Venus y el cinturón de asteroides-Ceres- como puertos espaciales en nuestro sistema solar y sus posesiones territoriales, las que son tan extensas, que la Vía Láctea representa solo una pequeña franja marginal.

Las transcripciones cubren un amplio espectro de temas desde la historia antigua de la tierra, el universo, la biología, la ciencia y los mitos religiosos; todo desde un inesperado y sorprendente punto de vista como solo un observador de fuera de este mundo (Universo) podría tener.

Los lectores disfrutaran al encontrar puntos de contacto con otros conocidísimos libros como “The Truth About the UFO Crash at Roswell” por Kevin D. Randle y Donald R. Schmitt, o “The Day After Roswell”, por el Coronel retirado Philip J. Corso, entre otros. El conductor de la Ingeniería Inversa que tanto conocimiento y material para experimentación derramó por el mundo.

Inesperado, Sorprendente, Fuera de Serie, Asombroso, son algunos de los conceptos que intentan describir – al menos en parte – este libro que podría ser la pieza faltante del rompecabezas de la historia de la Tierra. Si Ud. es un entusiasta de las naves aliens, le dará un nuevo motivo a su entusiasmo, pero en el caso contrario, si el tema alien no le atrae, este es un libro que podría cambiarle su propia definición de Ud. mismo.

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Base del Cráter Occattor:

ceres

 

 

 

 

 

Los lloros y los idiomas

Imagen: Ben_Kerckx. Fuente: Pixabay.

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

 

 

Los llantos de los bebés están influidos por su lengua materna, ha revelado un estudio de la Universidad de Wurzburgo (Alemania) en el que se analizaron los llantos de bebés chinos y cameruneses cuyas madres hablaban una lengua tonal

 

Las lenguas tonantes son aquellas en las que sutiles diferencias en el tono de ciertos sonidos pueden cambiar radicalmente el significado de las palabras. Para los oídos de los europeos resultan bastante extrañas, pues en ellas un sonido aparentemente idéntico significa cosas completamente distintas en función de si se pronuncia con un tono alto, bajo o fluctuante

Dos ejemplos de idiomas tonales son el mandarín, lengua oficial de China, y el lamnso  idioma del pueblo camerunés Nso compuesto por aproximadamente 280.000 personas (dedicadas a la agricultura) que viven en aldeas de alta montaña al noroeste del país. 

 

Los investigadores de la Universidad de Wurzburgo se preguntaron si el llanto de los recién nacidos de mujeres que hablan lenguas tonales complejas reflejaría dichos cambios de tono. Examinaron la cuestión con 55 neonatos de Pekín y 21 Nso de Camerún. De todos ellos se grabaron sus expresiones de llanto (espontáneas, por ejemplo, cuando los bebés tenían hambre) durante sus primeros días de vida.   
  
Los científicos, dirigidos por la investigadora Katleeen Wernke, descubrieron así que el llanto de los recién nacidos de madres que hablan una lengua tonal se caracteriza por una variación melódica significativamente mayor que la de los bebés nacidos en Alemania, por ejemplo. 

 

Los bebés Nso de Camerún mostraron así una mayor variación tonal global (en el intervalo entre el tono mayor y el más bajo) que los bebés alemanes, además de una mayor intensidad en el aumento y caída de los tonos a corto plazo durante el llanto, de nuevo en comparación con los bebés de madres alemanas. 

 

Los mismos resultados -aunque en un grado menor, seguramente porque el lamnso es tonalmente más complejo que el mandarín- fueron hallados al comparar los llantos de bebés alemanes y chinos de Pekín.

 

Wernke cree que estos resultados señalan que el desarrollo de la lengua no se inicia sólo cuando los bebés empiezan a balbucear o a producir sus primeras palabras, sino mucho antes. 
 
 
Durante el último tercio del embarazo, señalan, los bebés se irían familiarizando con su “lengua materna”, lo que explica que los recién nacidos exhiban en su llanto patrones melódicos característicos influenciados por su entorno. 

 

En 2013 ya hablamos de otro estudio  que apuntaba algo parecido, en este caso realizado por especialistas de la Pacific Lutheran University (PLU) de Estados Unidos. 

En esta investigación se constató que una vez que el feto ya cuenta con los mecanismos cerebrales y sensoriales necesarios para la audición (a partir de alrededor de la semana 30 de gestación) y hasta el final del embarazo, comienza el aprendizaje de su lengua materna, más concretamente, de sonidos particulares de su lengua materna. 

 

Los resultados obtenidos por Wermke y sus colaboradores podrían, por otra parte, contribuir a una mejor comprensión de los factores que influyen en las fases más tempranas del desarrollo del habla, y en última instancia contribuir  a la identificación de indicadores tempranos de trastornos del desarrollo de las capacidades lingüísticas. Aunque para alcanzar este objetivo aún queda mucha investigación por hacer, reconocen los propios científicos alemanes.

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Cosas raras.

“Buscando al gran planeta lejano y helado, se descubren cuerpos muy raros”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

El Instituto de Tecnología de California (Caltech) en Pasadena (EE.UU.) publicó sus sospechas, a partir de unos cálculos matemáticos, de la existencia de un noveno mundo oculto en los confines del Sistema Solar, que se conoce popularmente como Planeta X. La noticia dio la vuelta al mundo pero la idea no era nueva. En 2014, los investigadores Scott Sheppard y Chad Trujillo, de la Institución Carnegie, ya habían apuntado a la existencia potencial de un planeta gigante cuya gravedad afectaba a las órbitas de otros cuerpos más pequeños, un puñado de objetos trans-plutonianos extremos  que tenían ángulos orbitales similares.  

 

El hipotético planeta sería varías veces más grande que la Tierra (posiblemente tanto como 15 veces más) y se situaría a más de 200 veces nuestra distancia del Sol (cinco veces más distante que Plutón.)

 

En su día, Sheppard y Trujillo fueron casi tomados por locos -su hipótesis fue rechazada por gran parte de la comunidad científica-, pero hoy en día, reforzados por las nuevas conclusiones de sus colegas de Caltech- siguen en la búsqueda del misterioso planeta. Todavía no han dado con él pero sí han encontrado algo fascinante por el camino: han detectado varios objetos nunca antes vistos a distancias extremas del Sol. Los científicos han presentado sus hallazgos al Centro de Planetas Menores de la Unión Astronómica Internacional para que se encargue de darles un nombre oficial.

 

Uno de los nuevos objetos es2014 SR349, que se suma a la clase de raros objetos transneptunianos extremos. Exhibe características orbitales similares a los cuerpos extremos previamente conocidos cuyas posiciones y movimientos llevaron a Sheppard y Trujillo a proponer inicialmente la influencia del Planeta X. 

 

Un segundo, designado como 2013 FT28, tiene unas características similares a las de otros objetos extremos, pero también algunas diferencias. La órbita de un objeto está definida por seis parámetros y la coincidencia del grup0 de objetos en ellos es el argumento principal para el noveno planeta. 2013 FT28 muestra características similares en algunos de estos parámetros (excentricidad, inclinación, etc. pero en uno de ellos, un ángulo llamado la longitud del perihelio, es diferente, lo que hace esa tendencia menos fuerte.

 

Otro descubrimiento de 2014 FT72, el primer objeto de la distante nube de Oort que se encuentra con una órbita completamente más allá de Neptuno, que le lleva tan lejos del Sol (alrededor de 3.000 veces más lejos que la Tierra) que probablemente está siendo influenciado por las fuerzas de la gravedad desde más allá de nuestro sistema solar, como otras estrellas y la marea galáctica. Es el primer objeto observado a una distancia tan grande.

 

Los autores del estudio, publicado en The Astronomical Journal, creen que cuantos más cuerpos se encuentren a distancias extremas, mayor será la posibilidad de restringir la ubicación del hipotético noveno planeta, ya que la gravedad de ese planeta influye en los movimientos de los objetos más pequeños que están mucho más allá de Neptuno.

«Los objetos encontrados más allá de Neptuno tienen la clave para desbloquear los orígenes y la evolución de nuestro Sistema Solar», explica Sheppard. «Aunque creemos que hay miles de estos pequeños objetos, no hemos encontrado muchos de ellos todavía, porque están tan lejos. Los objetos más pequeños nos pueden llevar al planeta mucho más grande que pensamos que existe ahí fuera. Cuantos más descubrimos, mejor seremos capaces de entender lo que está pasando en el Sistema Solar exterior».

Sheppard y Trujillo, junto con David Tholen de la Universidad de Hawái, están llevando a cabo el estudio más grande y profundo de los objetos más allá de Neptuno y el Cinturón de Kuiper y han cubierto casi el 10% del cielo hasta la fecha utilizando algunos de los telescopios y cámaras más grandes y avanzados del mundo. A medida que encuentran y confirman objetos extremadamente distantes, analizan si sus descubrimientos encajan en las teorías más amplias acerca de cómo las interacciones con un planeta distante masivo podrían haber dado forma a nuestro sistema.

«En este momento estamos tratando con estadísticas muy bajas, por lo que no entiendo muy bien lo que está sucediendo», reconoce Sheppard. «Un mayor número de objetos transneptunianos extremos deben encontrarse para determinar por completo la estructura de nuestro Sistema Solar exterior».

De acuerdo con Sheppard, «ahora nos encontramos en una situación similar a la de mediados del siglo XIX, cuando Alexis Bouvard notó que el movimiento orbital de Urano era peculiar, lo que finalmente llevó al descubrimiento de Neptuno».

Ingeniero, Presidente de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

Recreación artística del Planeta X

Ayer corrimos peligro.

“Un asteroide roza la Tierra sólo un día después de ser detectado”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

Un asteroide desconocido de 25 a 55 metros de diámetro pasó a menos de 80.000 kilómetros de la Tierra el pasado 28 de agosto, sólo un día después de que los astrónomos lo descubrieran

Es evidente que no estamos preparados para detectar y defendernos convenientemente de estos terribles accidentes. (Nota del redactor)

Denominado 2016 QA2, esta roca espacial no identificada con anterioridad cruzó el vecindario terrestre a menos de una cuarta parte de la distancia a la Luna. Su tamaño es ligeramente más grande que el objeto que explotó sobre la ciudad rusa de Chelyabinsk en febrero de 2013, hiriendo a más de 1.200 personas.

El Observatorio SONEAR en Brasil descubrió 2016 QA2 el 27 de agosto. El asteroide tiene una órbita más elíptica que la Tierra, que supone un acercamiento máximo al Sol de 0,76 unidades astronómicas (UA) y un alejamiento de hasta 1.18 UA, según Space.com, que cita al Minor Planet Center. El asteroide recién descubierto da una vuelta completa alrededor del Sol cada 350 días.

Los asteroides de este tamaño pueden causar daños graves si impactan contra la Tierra. En 1908, por ejemplo, un objeto de unos 80 metros de ancho explotó sobre Siberia, derribando árboles en 2.137 kilometros cuadrados. Para amenazar a la especie humana, el objeto debería tener un mínimo de un kilómetro de diámetro.

(º) Ingeniero, presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

El asteroide 2016 QA2:

Imagen de un asteroide aproximándose a la Tierra.

Músculos para robots blandos

“Músculos para robots Blandos”

Compilados por Manlio E. Wydler (º)

Los robots blandos poseen cualidades muy útiles pero moverse con rapidez no es precisamente una de ellas. Los dispositivos que suelen dotarlos de locomoción, comúnmente los conocidos como accionadores, tienden a ser sistemas hidráulicos o neumáticos, que resultan lentos a la hora de reaccionar a los estímulos, y presentan algunas otras desventajas derivadas de tener que almacenar los líquidos o gases imprescindibles para la locomoción.

 

Los elastómeros dieléctricos, materiales blandos que tienen buenas propiedades aislantes, podrían ser una alternativa a los accionadores neumáticos, pero actualmente precisan una circuitería compleja, que además resulta ineficiente, para proporcionar el alto voltaje que se necesita, y también requieren componentes rígidos que mantengan su forma, dos aspectos que merman seriamente la gama de posibilidades que debieran estar al alcance de un buen robot blando.

 

Ahora unos investigadores de la Escuela de Ingeniería y Ciencias Aplicadas (SEAS), adscrita a la Universidad Harvard, y que tiene su sede en Boston, Massachusetts, Estados Unidos, han desarrollado un elastómero dieléctrico con un amplio rango de movilidad que precisa un voltaje relativamente bajo y que carece de componentes rígidos.

 

Unos músculos artificiales construidos a partir de  “sándwiches” de elastómeros blandos y estirables y electrodos de nanotubos de carbono. Este tipo de accionador podría ser empleado en muchos objetos, desde dispositivos ponibles a pinzas blandas, pasando por herramientas quirúrgicas laparoscópicas, robots completamente blandos o músculos artificiales en musculaturas más complejas para robots avanzados. (Imagen: cortesía de Peter Allen/Harvard SEAS)

 

La nueva clase de músculos artificiales inventada por el equipo de Mishu Duduta, Robert Wood y David Clarke tiene el potencial de proporcionar un fuerte impulso al progreso de la robótica blanda. La electricidad es fácil de almacenar y de suministrar, pero hasta ahora los campos eléctricos necesarios para energizar los accionadores en los robots blandos habían sido demasiado elevados. La nueva investigación resuelve muchos de los retos en la locomoción de robots blandos, reduciendo el voltaje para los accionadores e incrementando la densidad de energía, eliminando al mismo tiempo los componentes rígidos.

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

[Img #38194]

Astronauta alien sobre la Luna

 

“Todos vimos las naves alien junto a la Apolo XI”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

Pero pocos han visto al astronauta alien, de 2,65 Mts. de altura que se acercó a hablarles y que les pidió amablemente que se retiraran pronto y que si volvían algunas veces solo lo hicieran por pocos días y sin investigar demasiado. No querían que la Tierra aún tuviera la certeza de su presencia y a los grandes problemas a los que nos enfrentamos sus habitantes….que ellos tomarían nuestro lugar….

Vuelve hacia la nave lenticular detrás de la lomada, borde del pequeño cráter.  …(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Este registro, que habría sido parte de la grabación original de la misión del Apollo XI, pero que nunca se mostró a la opinión pública, mostraría a un ser que fue captado después que el módulo lunar “Eagle” aterrizó en la superficie lunar.

supuesto ser en la luna

 

Parece señal extraterrestre.

“Inquietante señal de radio”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

 

Una potente señal de radio, con posibilidades de haber sido emitida por una civilización extraterrestre. La señal procede de HD164595, una estrella similar al Sol, en la constelación de Hércules, con una edad estimada de 6.300 millones de años y a una distancia de 95 años luz de la Tierra.

 

La detección, llevada a cabo con el radiotelescopio ruso Ratan-600, en la localidad de Zelenchukskaya, en el Cáucaso, se produjo hace ya más de un año, el 15 de mayo de 2015, aunque no se había develado hasta ahora. La señal tiene una longitud de onda de 2,7 centímetros y es, según sus descubridores, demasiado fuerte para ser atribuida a causas naturales.

 

Sin embargo, los investigadores no han dado aún el paso de atribuir la señal a una civilización alienígena, sino que se limitan a señalar que tiene una gran potencia y que procede de un punto concreto del espacio, que la convierte en un buen candidato para futuros estudios. Por supuesto, y hasta el momento en que sea confirmada y analizada por más telescopios, no se podrá confirmar si la señal tiene, o no, un origen intencionado.

 

Por eso, los investigadores del Ratan-600 (N.N. Bursov, L.N. Filippova, V.V. Filippov, L.M. Gindilis, A.D. Panov, E.S. Starikov, J. Wilson y Claudio Maccone) piden que la estrella y su enigmática emisión de radio sea monitorizada de forma permanente.

 

Según ellos, si la señal procediera de una baliza alienígena, su potencia solo podría ser alcanzada por una   civilización Kardashov del tipo II esto es, capaz de obtener su energía directamente de las estrellas. Aunque si se tratara de un haz estrecho y centrado en nuestro Sistema Solar, su potencia sería accesible para una civilización del Tipo I, aún mucho más avanzada que la nuestra.

 

Cabe destacar que alrededor de la estrella HD164595 ya se ha descubierto un planeta, HD164595 b, confirmado en 2015. Se trata de un «Neptuno caliente», con cerca de 16 veces la masa de la Tierra. Un gigante gaseoso que orbita muy cerca de su estrella (su periodo orbital es de 40 días) y fuera de su zona de habitabilidad, por lo que no puede albergar vida tal y como la conocemos. Sin embargo, no se descarta que alrededor de HD164595 pueda haber más exoplanetas que aún no han sido descubiertos.

 

En definitiva, una señal enigmática, que en cierto modo recuerda a la famosa WOW  del 15 de agosto de 1977, captada por el radiotelescopio Big Ear. En aquella ocasión, sin embargo, ningún otro instrumento pudo volver a detectarla, por lo que tuvo que ser descartada como «señal inteligente». Esta vez parece que es bien diferente.

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Gráfica de la señal:

Gráfico de la señal de radio detectada por el telescopio ruso Ratan-600