Diferentes novas

 

“Las novas y las novas enanas son estados deferentes de las mismas”

 

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

 

 

Durante una fría noche de marzo en Seúl hace casi 600 años, astrólogos coreanos descubrieron lo que parecía una nueva estrella brillante en nuestra galaxia, concretamente en la cola de la constelación de Escorpio. El luminoso astro fue visible solo durante 14 días antes de desaparecer por completo, según escribieron estos sabios imperiales en sus registros. La ciencia moderna sabe que el misterioso objeto celeste era en realidad una nova, una colosal explosión estelar producida en un sistema binario donde una exótica estrella llamada enana blanca devora el material de otra como nuestro Sol.

 

Y ahí terminaba la historia, porque nadie había sido capaz de encontrar a la pareja celeste que asombró a los antiguos sabios el 11 de marzo de 1437. Pero ahora un grupo de investigadores ha publicado en la revista Nature la resolución del misterio, un logro para el que han recurrido a observaciones históricas. Los científicos han conseguido dar con la vieja nova, aunque la han encontrado, eso sí, algo cambiada por el paso del tiempo. Resulta que se ha convertido en lo que se conoce como una «nova enana», que experimenta una escala más pequeña de erupciones. El trabajo respalda la idea de que las novas pasan por un largo ciclo de vida después del estallido, desapareciendo en la oscuridad durante miles de años y luego volviendo a convertirse en auténticas novas una vez más.

 

Las novas son el fruto de una extraña pareja formada por una enana blanca y su estrella compañera.

 

Debido a a su gran densidad, la primera posee un intenso campo gravitatorio que arranca continuamente y sin compasión el material de su pareja (que suele ser una estrella más grande y estable). Este trabajo puede llevarle unos 100.000 años. Tras «succionar» una gran cantidad de hidrógeno, la presión llega a un punto crítico y la estrella explota. Entonces se convierte en una gigantesca bomba de hidrógeno, una nova 300.000 veces más brillante que el Sol durante un intervalo de tiempo que va de unos pocos días a unos meses.

 

Durante años, Michael Shara, del Departamento de Astrofísica del Museo Americano de Historia Natural y autor principal del estudio, ha tratado de identificar la ubicación de la estrella binaria que produjo la erupción nova que observaron los astrólogos coreanos. En su búsqueda, Shara y su equipo utilizaron otro tipo de registro histórico: una placa fotográfica de 1923 tomada en la estación del Observatorio de Harvard en Perú y ahora disponible en línea como parte del proyecto Digitizing a Sky Century at Harvard (DASCH).

 

«Con esta placa, pudimos averiguar cuánto se había movido la estrella en el siglo desde que se tomó la foto», dice Shara. «Entonces lo remontamos seis siglos, y ¡bingo!, allí estaba. Eso fue lo que nos convenció de que habíamos dado en el clavo», explica.

Otras placas DASCH de la década de 1940 ayudaron a revelar que el sistema es ahora una nova enana, lo que indica que estos fenómenos clataclísmicos binarios -las novas y las novas enanas, entre otros- son en realidad el mismo, no entidades separadas como se había sugerido previamente. Después de una erupción, una nova se transforma, se convierte en una nova enana y, después de una posible hibernación y más cambios, vuelve a ser una nova. Y lo hace una y otra vez, hasta 100.000 veces durante más de miles de millones de años.

«De la misma manera que un huevo, una oruga, una crisálida y una mariposa son todas las etapas de la vida del mismo organismo, ahora tenemos una fuerte evidencia para la idea de que estos sistemas binarios son todos el mismo vistos en diferentes fases de sus vidas», explica Shara. «El verdadero desafío en la comprensión de la evolución de estos sistemas es que, a diferencia de ver el huevo transformarse en la eventual mariposa, que puede suceder en sólo un mes, el ciclo de vida de una nova es de cientos de miles de años. Simplemente no tenemos tiempo suficiente para ver un solo ciclo completo. El logro fue ser capaz de conciliar el registro coreano de este evento de hace 580 años con la enana nova y la capa externa de la nova que vemos en el cielo hoy en día».

«Esta es la primera nova que se ha recuperado con certeza basándose en registros chinos, coreanos y japoneses de casi 2.500 años», subraya Shara.

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV..Vecino Solidario 2001.

 

Calentando mejor el plasma.

“Mejoras en el calentamiento del Plasma”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

La fusión nuclear, una prometedora fuente de energía y el proceso que proporciona su energía al Sol, es medioambientalmente más benigna que la actual energía nuclear basada en la fisión y que los combustibles fósiles, no produciendo ningún gas de efecto invernadero. En la fisión nuclear, un núcleo atómico se fragmenta en trozos que pasan a ser núcleos de otros elementos químicos. La fusión es pues el proceso opuesto a la fisión, consistiendo en una fusión entre núcleos de átomos, creándose con ella un elemento químico diferente y liberándose energía en los casos aprovechables.

 

Disponer de centrales de fusión nuclear plenamente funcionales para su uso práctico permitiría emplear una nueva fuente de energía, razonablemente segura y poco contaminante. Mientras que los reactores de fisión nuclear convencionales producen residuos nucleares que pueden tardar miles de años en dejar de tener niveles peligrosos de radiactividad, los residuos de las centrales de fusión serían mucho menos peligrosos y además de muy corta vida radiactiva, lo que evitaría el problema de su almacenamiento. Con la fusión nuclear no existe el riesgo de catástrofes nucleares como las de Fukushima Daiichi o Chernóbil. Además, para la misma masa de combustible, un reactor de fusión produciría muchísima más energía que uno de fisión, y su fuente de combustible nuclear sería virtualmente inagotable.

 

Por desgracia, el desarrollo de un reactor de fusión nuclear es un reto tecnológicamente mucho más difícil de lo que lo fue el de los reactores de fisión nuclear. La fusión solo puede darse a temperaturas y presiones sumamente altas.

 

En pos de la energía de fusión, los científicos han pasado décadas experimentado con formas de producir combustible de plasma lo bastante caliente y denso para generar una producción energética de fusión significativa. En el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), en Cambridge, Estados Unidos, unos investigadores han centrado su atención en la utilización de calentamiento mediante radiofrecuencia en experimentos de fusión con confinamiento magnético, empleando el reactor experimental de fusión nuclear Alcator C-Mod, de tipo tokamak. El término tokamak proviene del nombre ruso del primer reactor de esta clase, desarrollado en Rusia en la década de 1960.

 

Ahora, usando datos de los experimentos C-Mod, el equipo de John C. Wright, del Centro de Ciencia del Plasma y la Fusión, adscrito al MIT, ayudado por colegas en Bélgica y el Reino Unido, ha creado un nuevo método de calentar plasmas de fusión en tokamaks, el cual ha llevado a cantidades ínfimas de iones hasta energías de megaelectronvoltios, un orden de magnitud superior a lo alcanzado previamente.

 

Estos mayores rangos de energía se hallan en el mismo intervalo que los productos de fusión activada. Conseguir crear tales iones energéticos en un dispositivo no activado (sin producir una enorme cantidad de fusión) es beneficioso porque permite estudiar cómo se comportan los iones con energías comparables a las de los productos de una reacción de fusión, y cómo de bien se confinarían.

 

Los resultados exitosos en relación con el C-Mod han despertado el interés de los científicos del JET (Joint European Torus) en el Reino Unido. Como el JET, el C-Mod operó con una intensidad de campo magnético y una presión del plasma comparables a los necesarios en un futuro aparato capaz de producir fusión nuclear con suficiente eficiencia.

 

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

El gran asteroide Florence.

“EL asteroide más grande se aproxima más esta noche”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Florence, el asteroide más grande en un siglo, se acerca mañana a la Tierra. La roca mide

4,4 km de longitud, comparable a 30 pirámides egipcias puestas en fila o la mitad del monte Everest, pero volará a una distancia segura y seguirá su camino.

 

Un asteroide de 4,4 km de longitud, como 30 pirámides egipcias puestas en fila o la mitad del monte Everest, pasará mañana viernes cerca de la Tierra. Llamado Florence, en honor de Florence Nightingale (1820-1910), la fundadora de la enfermería moderna, la roca espacial es la más grande que ha visitado nuestro vecindario en más de un siglo, desde que la NASA tiene registros, y está clasificado como potencialmente peligroso. Sin embargo, en esta ocasión no supondrá una amenaza para nuestro planeta, ya que volará a una distancia segura de 7 millones de kilómetros, 18 veces la que hay entre la Tierra y la Luna.

 

«Aunque muchos asteroides conocidos han pasado más cerca de la Tierra de lo que Florence lo hará el 1 de septiembre, todos eran más pequeños», señala en un comunicado Paul Chodas, director del Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS), del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA en Pasadena, California.

Florence fue descubierto por el astrónomo Schelte «Bobby» Bus del Siding Spring Observatory en Australia en marzo de 1981. El encuentro de mañana es el más cercano que realizará desde 1890 y hasta después de 2500. Durante estos días, el asteroide aparecerá tan brillante como una estrella de la novena magnitud y los expertos creen que será muy fácil de detectar con un modesto telescopio de aficionado o incluso con unos buenos binoculares. Alcanzará el máximo brillo esta madrugada, pero permanecerá casi tan brillante durante varios días después, según explican desde la revista Sky&Telescope.

 

Durante su visita, Florence viajará aproximadamente de sur a norte, atravesando las constelaciones Capricornio, Acuario, el Delfín, la Zorra y el Cisne. La roca se verá tan brillante a pesar de estar lejos porque es una de las más grandes cercanas a la Tierra y tiene una superficie bastante brillante que refleja más del 20% de la luz del Sol. A pesar de que rota en solo 2,4 horas, el asteroide debe de ser casi esférico, ya que su brillo varía en no más de un 11%, un cambio demasiado pequeño para captar a simple vista.

 

El paso del asteroide también supondrá una buena oportunidad de estudio para los científicos, pero podrán observarlo desde los observatorios de radar Goldstone en California y Arecibo en Puerto Rico. «Las imágenes de radar resultantes mostrarán el tamaño real de Florence y también podrían revelar detalles de la superficie tan pequeños como unos 10 metros», explican desde la NASA. Incluso podríamos conocer si la roca tiene su propia luna en una pequeña órbita.

 

Los científicos estiman que el impacto de un asteroide de unos 140 metros puede causar una gran destrucción, y uno más grande provocaría una devastación a escala global. A Florencia le sobra para borrarnos.

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

Órbita de Florence:

Son extraterrestres.

 

 

No son terrstres, Los cráneos de Parakas”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

La desértica península de Paracas se encuentra en la costa sur de uno de los países más enigmáticos de América del sur: Perú. Es allí, en este árido paisaje donde un arqueólogo peruano Julio C. Tello hizo uno de los descubrimientos más misteriosos en el año 1928. Durante las excavaciones, Tello descubrió un cementerio complejo y sofisticado en el suelo áspero del desierto de Paracas.

En las enigmáticas tumbas, Tello descubrió una serie de polémicos restos humanos que cambiarían para siempre cómo miramos a nuestros antepasados y nuestros orígenes. Los cuerpos en las tumbas tenían algunos de los cráneos alargados más grandes jamás descubiertos en el planeta, llamado los cráneos Paracas. El arqueólogo peruano descubrió más de 300 cráneos misteriosos que se creen tenían al menos 3000 años de antigüedad.

Como si la forma de los cráneos no fuera lo suficientemente misteriosa, un reciente análisis de ADN realizado sobre algunos de los cráneos presenta algunos de los más enigmáticos e increíbles resultados que desafían todo lo que sabemos sobre el origen y el árbol evolutivo humano.

Mientras que varias culturas de todo el mundo realizaron prácticas de deformación del cráneo (elongación), las técnicas utilizadas fueron distintas, lo que significa que los resultados tampoco eran los mismos. Hay ciertas tribus sudamericanas que ‘ataban los cráneos de los bebés’ con el fin de cambiar su forma, resultando en una forma craneal drásticamente alargada. Aplicando una presión constante durante un largo período de tiempo con el uso de herramientas antiguas, las tribus lograron realizar deformaciones craneales que se encuentran también en culturas antiguas de África. Sin embargo, si bien este tipo de deformación craneal cambió la forma del cráneo, no alteró el tamaño, peso o volumen craneal, todos los cuales son rasgos característicos de los cráneos humanos regulares.

 

Justamente aquí es donde las características de los cráneos Paracas resultan ser más interesantes. Los cráneos Paracas son cualquier cosa menos ordinarios. Los cráneos Paracas son por lo menos 25% más grandes y hasta un 60% más pesados que los cráneos de los seres humanos regulares. Esto muestra un estado más adelantado de evolución.

Los investigadores creen firmemente que estas características podrían no haberse logrado con las técnicas utilizadas por las tribus como sugieren algunos científicos. No sólo son diferentes en peso, los cráneos Paracas también son estructuralmente diferentes y sólo tienen una placa parietal mientras que los seres humanos normales tienen dos.

Estas características extrañas han acrecentado el misterio durante décadas, pues los investigadores aún no tienen idea de quiénes fueron alguna vez estos individuos con dichos cráneos alargados, ni de donde vinieron.

El director del Museo de Historia de Paracas envió cinco muestras de los cráneos Paracas para someterlas a pruebas genéticas, y los resultados fueron fascinantes. Las muestras que consistían en el pelo, dientes, piel y algunos fragmentos de huesos craneales dieron detalles increíbles que han alimentado el misterio que rodea a estos cráneos anómalos. El laboratorio genético a donde las muestras fueron enviadas no fue informado previamente del origen de las calaveras para evitar ‘influenciar los resultados’.

Curiosamente, el ADN mitocondrial, que se hereda de la madre, mostró mutaciones que eran desconocidas para cualquier hombre, primate o animal encontrado en el planeta Tierra. El ADN del núcleo resultaba inútil para descifrarlo. Las mutaciones presentes en las muestras de los cráneos Paracas sugieren que los investigadores estaban tratando con un totalmente nuevo ‘ser humano’, muy diferente del Homo sapiens, Neandertal Gigantum y Denisovans de la Tierra.

Según los informes, las personas de los cráneos de Paracas fueron tan biológicamente diferentes que hubiera sido imposible que los seres humanos se cruzasen con ellos. “No estoy seguro de que esto se ajuste en el árbol evolutivo conocido”, escribió el genetista.

¿Quiénes eran estos seres misteriosos? ¿Evolucionaron por separado en la tierra? ¿Qué causó que tengan esas diferencias drásticas con los seres humanos ordinarios? ¿Y es posible que estos seres realmente no sean oriundos de la tierra? Todas estas posibilidades son teorías que no pueden ser anuladas dadas las pruebas actuales. Lo único que sabemos hasta ahora es que hay muchas cosas que van más allá de la comprensión de los investigadores, historiadores y científicos. Es posible que después de todo, la pregunta de si estamos solos en el universo pueda ser contestada gracias a los cráneos de Paracas

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001

Los vientos galácticos.

 

 

“Los vientos galácticos llevan materia de una galaxia a otra”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Este fenómeno va a ser esencial a la hora de comprender cómo evolucionan las galaxias.

Quizás sea debido a la literatura o las películas de ficción científica, pero, muchas veces, no nos damos cuenta de que formamos parte del Universo, de que estamos inmersos en él, que el resto del Cosmos no es algo ajeno que está lejos de nosotros.

El universo está aquí todos los días. Está ahí en el cielo cuando contemplanos la luna o las estrellas, está en forma de un disco extraordinariamente brillante al que llamamos Sol.

Basta tener un mínimo de cultura científica (debería ser obligatoria en los sistemas de enseñanza) para saber que somos cenizas de estrellas, que gran parte de los átomos que componen nuestro cuerpo una vez estuvieron en el horno termonuclear de alguna estrella.

Ahora se ha descubierto que parte de esos átomos no sólo proceden de estrellas de la Vía Láctea, sino que proceden de estrellas que una vez estuvieron en otras galaxias. De este modo, gran parte de la materia de nuestros cuerpos sería extragaláctica, al igual del planeta en el que vivimos.

Este resultado procede de un estudio basado en simulaciones computacionales realizado por investigadores de Northwestern University. Según esas simulaciones, la mitad de la materia de la Vía Láctea procede de galaxias distantes. El resultado es aplicable a la Vía Láctea o a cualquier otra galaxia.

En una galaxia las estrellas permanecen juntas por efecto de la gravedad y orbitan alrededor del centro de masas común. Tras el Big Bang sólo había gas y tuvo que pasar un tiempo hasta que se formaran estrellas o galaxias. Para que ello se diera se necesitó de pequeñas perturbaciones en ese gas que permitieron que la fuerza de gravedad juntara la materia que más tarde formó las estrellas y galaxias. Tal y como se puede ver en este vídeo.

Las simulaciones necesarias para este estudio han requerido el equivalente a millones de horas de computación continua. En estas simulaciones los investigadores han sido capaces de reproducir el origen de las estrellas de galaxias como la nuestra y determinado si la materia que las componen procede de gas endémico o si procede de otra galaxia.

Según estas simulaciones, las galaxias en general adquieren masa por transferencia intergaláctica. Las explosiones de supernova eyectan gran cantidad de gas de las galaxias en las que están, esto hace que los átomos sean transportados de una galaxia a otra a través de fuertes vientos galácticos.

Aunque previamente se creía que en la existencia de estos vientos, no se sospechaba lo poderosos que podían ser, al menos no tanto como para poder cruzar de una galaxia a otra vecina. Se creía, en su lugar, que esa materia eyectada volvía a caer sobre la misma galaxia para ser reciclada.

Como las galaxias está alejadas unas de otras en millones de años luz y estos vientos se mueven a varios cientos de km por segundo, el proceso se da a lo largo de periodos que van de varios cientos de millones de años a dos mil millones de años.

Esta transferencia intergaláctica sería un fenómeno identificado ahora y va a ser esencial a la hora de comprender cómo evolucionan las galaxias. Puede que este resulta incluso transforme la visión que tenemos de cómo se formaron las galaxias tras el Big Bang.

Según este estudio, esta transferencia intergaláctica es menos crucial para hacer crecer galaxias pequeñas, que dependen más de vientos locales para mantener la materia eyectada por supernovas. Así que estas galaxias pierden más masa de la que ganan. Este podría ser el caso de las nubes de Magallanes, cuya materia sería robada por la Vía Láctea.

Las predicciones de este trabajo pueden ahora ser comprobadas con observaciones, por lo que este equipo ya colabora con astrónomos observacionales que trabajan con el telescopio espacial Hubble y con telescopios en tierra firme.

“Dada la cantidad de materia de la que estamos formado proveniente de otras galaxias, podemos considerarnos a nosotros mismos viajeros espaciales o inmigrantes extragalácticos. Es muy probable que mucha de la materia de la Vía Láctea estuviera en otras galaxias antes de que fuera expulsada por vientos poderosos, viajara a través del espacio intergaláctico y finalmente encontrar un nuevo hogar en la Vía Láctea”, dice Daniel Anglés-Alcázar.

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

La raza blanca y los gigantes pelirrojos

“Porqué es tabú estudiar a los Gigantes por la comunidad científica”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

En un siglo y medio se han desenterrado una enorme cantidad de esqueletos gigantes en una parte del Mundo: Norte América, Centro América, Europa, Rusia, Medio Oriente. Parece que estos gigantes se fueron hibridando con los Homos Modernos, dando finalmente origen a la población blanca, rubia, pelirroja de la actualidad.

Existen descubrimientos que, por motivos no del todo claras, se almacenan en el olvido del conocimiento humano. Estos hallazgos pueden arrojar luz sobre el pasado lejano de la humanidad, sin embargo, están en vuelta en niebla y con muchas líneas de tiempo.

Los esqueletos encontrados son superiores a los 2,65 mts .o superior.

 

La altura total del misterioso individuo es de igual a unos 3 metros con 40 centímetros”. – New York Times, 1868. Otros que se encontraron por el mundo midieron hasta los 6 mts .El 8 de septiembre de 1871, el New York Times informa la noticia de otros esqueletos gigantes descubiertos durante los trabajos de excavación en Petersburg, Virginia. “Los trabajadores que participan en los trabajos de la vía férrea, se encontraron con una tumba que contenía los esqueletos de los que se cree fueron los nativos americanos de una época pasada y una raza humana perdida y olvidada. Los cuerpos exhumados eran de formación extraña y notable. [ … ] .

 

El fémur es mucho más largo que el de los individuos humanos normales, la estatura del cuerpo que es, probablemente, tan grande como 2.5 metros y 3 metros”. – New York Times, 1871.

 

El 10 de agosto de 1880, el artículo del NYT menciona la información del Harrisburg (Penn) Telegraph, en el que muestra un extracto de un informe preparado el 24 de mayo

1798 por el juez Atlee siguendo un extraño descubrimiento. “… estando en Hanover en compañía con el jefe McKean, el juez Bryan, Mr. Burd, y otros, caballeros respetables, nos fuimos a la propiedad del señor Neese, donde nos mostraron el lugar cerca de su casa hace varios años en los que se encontraron dos esqueletos humanos.

 

Los esqueletos tenían alrededor de 2.5 metros de largo”. – New York Times, 1880. El 25 de mayo 1882 NYT informa la noticia de un descubrimiento en St. Paul, Minnesota. “Un esqueleto de dimensiones heroicas y forma singular fue descubierta durante la excavación de una colina en el valle del río Rojo. […. ]. El cráneo en cuestión era el único perfecto, y cerca de él se encontraron algunos huesos del cuerpo anormalmente grandes. el hombre que lo llevó era, evidentemente, un gigante.” – New York Times, 1882.

 

El 20 de diciembre de 1897, el New York Times informa el primer descubrimiento de los gigantes que tuvieron lugar en Wisconsin, cerca de Maple Creek. Se descubrieron tres colinas funeral, una de las cuales estaba abierta, dejando al descubierto el misterioso y su contenido: el esqueleto de un hombre gigante. La estatura del ser era casi de tres metros, y su casi perfecto estado de conservación.

 

El 11 de febrero 1902 se muestra la noticia de una expedición arqueológica en un sitio en Nuevo México, donde se encontraron algunos esqueletos humanos gigantes. “Debido al descubrimiento de los restos de una raza de gigantes en Guadalupe, anticuarios y arqueólogos están preparando una adicional expedición para explorar la región. Esta determinación se basa en la emoción que existe entre la gente de un ámbito del país cerca de Mesa Rico, a unos 200 km al sureste de Las Vegas, donde se ha descubierto un antiguo cementerio que ha dado esqueletos de enormes dimensiones.

 

Luiciana Quintana, en cuyo rancho el lote del antiguo cementerio se encuentra, descubrió dos piedras que llevaban curiosas inscripciones, y debajo de ellos fueron encontrados en las excavaciones de poca profundidad los huesos de un armazón que no podría haber sido de al menos de 3,6 metros de longitud.

 

Los hombres que abrieron la tumba dicen que el antebrazo era de 1,2 metros de largo y que una mandíbula muy bien conservada de los dientes inferiores iban desde el tamaño de una nuez de nogal a la de la más grande nuez en tamaño. Quintana, quien ha descubierto muchos otros lugares de enterramiento, expresa la opinión de que tal vez se encuentren miles de esqueletos de una raza de gigantes hace un tiempo extinta.

 

Esta suposición se basa en las tradiciones transmitidas desde principios de la invasión española que han detallado el conocimiento de la existencia de una raza de gigantes que habitaron las llanuras de lo que hoy es el este de Nuevo México. Leyendas de los indios y los tallados también en la misma sección indican la existencia de tal raza. – New York Times, 1902. Pero el New York Times no es el único periódico que lidio con los gigantes.

 

Algunos periódicos informaron de la noticia de los gigantes del siglo como Sun, 1893, New Age Magazine en 1913, Popular Science en 1932, el San Antonio Express 1940. James Vieira, un investigador independiente, desde hace casi veinte años, y antes de la llegada de Internet, a recopilado miles de referencias e informes de prensa sobre los hallazgos de los gigantes, en lo profundo de los archivos del New York Times, Smithsonian Ethnology Reports, American Antiquarian, y la revista Scientific American, descubriendo que la mayoría de estos hallazgos es prácticamente oculto a la opinión pública

 

Entre los descubrimientos notables de Vieira, hay una foto desenterrado en los archivos de los Reportes Etnológico del Smithsonian, tomada durante una conferencia del prof. McGee, en el que se ve un esqueleto de estatura gigante de cerca de 2.5 metros de altura, y que luego fue vendido al Institución Smithsonian. El gigante fue encontrado en una cueva cerca de San Diego, California, por un grupo de buscadores de oro, de acuerdo con el expositor. El denominado gigante de San Diego pertenecería a la llamada cultura de Mounds Builders (literalmente constructores de montículos), un antiguo pueblo de América del Norte que vivió hasta hace unos 5000 años, en un período anterior de la historia del Antiguo Egipto y todas sus dinastías.

 

Según los teóricos de la conspiración, el Institución Smithsonian compro los esqueletos con la intensión de evitar el conocimiento del público. Pero ¿por qué? ¿Por qué debería haber un encubrimiento masivo de todos estos descubrimientos?

 

Según Vieira, el razonamiento es muy simple: la necesidad de mantener como válida la teoría de la evolución de Darwin, en nuestra propia historia lo que explica muy bien la evolución normal de todos los seres vivos, incluidos los seres humanos, a partir de formas simples a formas más complejas No sería verdad, los gigantes, como nosotros hemos tenido su evolución, como todos…solo que en nuestro caso ha habido una unión de dos ramas….

 

El problema es que estos esqueletos, en relación con el ser humano, no obstante, muestran una involución, ya que la complejidad de los fósiles gigantes encontrados es particularmente evidente. ¿Cómo colocar a estos gigantes humanos en la escala de la evolución humana? La hibridación permitió a los   a un medio que había cambiado mucho……

 

¿Esto puede ser suficiente motivación para eliminar los artefactos que podrían arrojar luz sobre el pasado distante del hombre? Según los teóricos de los Antiguos Humanos residentes de la mítica Atlántida fueron los famosos gigantes que también se mencionan en la Biblia, como Sanson y Goliat y los míticos héroes de la antigua Grecia.

 

Algunos sobrevivientes de la destrucción de la antigua civilización de la Atlántida podrían entonces haber preparado el escenario para la creación de nuestra especie y nuestra civilización. Tal vez esta es la historia que desean mantener oculta ¿Y por qué? ¿Quizás por qué el evento catastrófico que destruyó la Atlántida podría destruirnos, tarde o temprano, también. Los científicos no quieren reconocer que ya existió una civilización muy adelantada en la Tierra, deberán modificar mucho texto y ellos se hayan muy cómodos…..es muy difícil cambiar en estas condiciones.

 

En el análisis final, hay los que asumen que los esqueletos gigantes no pertenecen a la especie humana, sino que son los cuerpos de los Antiguos Astronautas que habitaron nuestro planeta. En este sentido, el encubrimiento sería atribuible a una estrategia más amplia que quiere ocultar la existencia de extraterrestres a la humanidad. Sin embargo, uno de los gigantes, tales como el de la Atlántida, por una razón u otra, sigue siendo tema tabú para la comunidad científica.

 

Estos bien pudieron venir del espacio, pero finalmente, luego de siglos se fueron hibridando dando los exponentes humanos como los escandinavos, donde es común la altura de 2,25mts.

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

El FBI y los extraterrestres

Las filtraciones del FBI sobre las naves extraterrestres y Seres extradimensionales-“-Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Numerosos científicos de diferentes instituciones han sugerido recientemente que podría haber otros Universos que coexisten con el nuestro. Hoy en día, hay un acalorado debate sobre sí o no seres de otro mundo están visitando el planeta Tierra.
Muchas personas consideran la posibilidad de que esos seres ya residen en nuestro planeta, y aunque hay mucho espacio para la especulación, una cosa está clara: hay evidencias que indican que hemos sido visitados en el pasado y aún ahora en el presente extraños artefactos sobrevuelan todo el planeta a diario.

Esto se puede comprobar con los telescopios solares que registran cada dí, aparte de la actividad del SOL, el extraordinario tráfico que viaja en sus proximidades. Son documentos públicos que demuestra esta realidad Multiversal.

Qué son exactamente, o de donde provienen estas evidencias son todavía un misterio para muchos, pero parece que varias instituciones gubernamentales poco a poco están preparando el terreno para una divulgación masiva. ¿Por qué esta declaración no ha sido realizada hasta el día de hoy? Simplemente porque no consideran que los habitantes del mundo estén preparados para la revelación total. Pero hay una leve «señal» del FBI al admitir que los extraterrestres son más que una especulación.

El FBI admitió realmente que seres interdimensionales nos visitan regularmente, e incluso mostraron un montón de archivos del pasado que muestran una clara actividad de Ovnis. Esto fue sin duda una gran sorpresa para la comunidad OVNI, ya que se trataba de una agencia gubernamental que estaba tratando de jugar de nuestro lado, pero cuando se considera que dichos informes de vuelos de artefactos no identificados fueron representados miles de años atrás, podemos ver por qué están tratando de dar a conocerlo. Después de todo, la globalización reciente ha traído toda la información deseada y no deseada para todo aquel que esté interesado en obtenerla y analizarla. En un planeta superpoblado, esto es realmente un hecho preocupante. Imagínense que mañana temprano por la mañana al ver nuestro celular nos encontramos el Internet repleto de de evidencia extraterrestre filtrada. ¿Cómo actuaría el mundo entonces? ¿Existiría comprensión por parte de los habitantes, o existiría caos y miedo

Ha habido un progreso inesperado hacia la revelación. En 2011, un informe especial del FBI que data de 1947 fue desclasificado y lanzado al público.

El agente del FBI «especial» que escribió el informe era un teniente coronel, cuya identidad permaneció anónima por razones obvias (seguridad nacional). El agente tenía muchos datos recopilados a lo largo de muchos años de investigar el fenómeno ovni.
Según los archivos «desclasificados», varios seres extraterrestres han tratado de llegar a nosotros desde tiempos inmemoriales. Estos seres no sólo vinieron del espacio exterior, sino también de diferentes dimensiones que coexisten con la nuestra. Los seres humanos han estado en contacto con ellos en diversas épocas, pero por razones desconocidas, decidimos seguir nuestro propio camino destructivo y mantener nuestra boca cerrada acerca de estos visitantes de otro mundo.
Las naves extraterrestres, no solo son ´máquinas del tiempo, sino que naturalmente funcionan trascendiendo por diversos Universos del infinito Multiverso.

A continuación encontrará una transcripción con algunos de los detalles más importantes presentes en el informe del FBI:
1. Parte de los artefactos llevan tripulantes, otros son controlados a distancia.
2. Su misión es pacífica.
3. Estos visitantes son como humanos pero mucho más grandes en tamaño.
4. No son gente de la Tierra, sino que provienen de su propio mundo.
5. No vienen de un planeta como el nuestro, sino de un planeta etérico y que no es perceptible para nosotros.
6. Los cuerpos de los visitantes y el artefacto volador, se materializan automáticamente al entrar en el ritmo vibratorio de la materia densa.
7. Los discos poseen un tipo de energía radiante o un rayo, que fácilmente desintegraría cualquier nave que lo ataque. Pueden volver a su mundo etérico a propia voluntad y simplemente desaparecen de nuestra visión, sin dejar rastro.
8. La región de procedencia no es el «plano astral», pero corresponde a los Lokas o Talas. Los estudiantes de lo esotérico entienden estos términos.
9. Probablemente no se puede llegar por la radio, pero probablemente puede ser por el radar. Si puede idear un sistema de señal para (el aparato).
Otro dato importante: Las Lokas son de forma oval, longitud acanalada oval con un metal o aleación resistente al calor que aún no se conoce. La jaula frontal contiene los controles, la parte media un laboratorio; la parte trasera contiene armamento, que consiste esencialmente de un aparato de energía de gran alcance, tal vez un rayo.
Al parecer, muchas especies han estado visitando nuestro planeta, la mayoría de ellos inteligentes y capaces de mantener contacto con los seres humanos. La razón por que no se revelan a nosotros es porque nuestros gobiernos tienen un pacto secreto con ellos que sólo permite revelar su clase cuando sea el momento adecuado (es decir cuando nuestra especie se considere lo suficientemente madura.
Falta muy poco para la gran revelación.

(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

El pensamiento de Tesla

“El pensamiento de Tesla, sobre las naves extraterrestres y la materia”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Nikola Tesla ha sido acreditado de la creación de mucha de la tecnología que hoy en día damos por concedida. Sin el genio de Tesla, no tendríamos radio, televisión, electricidad AC, la bobina de Tesla, iluminación fluorescente, las luces de neón, dispositivos de radio control, robótica, rayos-X, radar, micro ondas y docenas de otros asombrosos inventos.

Debido a esto, no es de sorprenderse que Tesla también escarbó en el mundo del vuelo y posiblemente de la antigravedad. De hecho, su última patente en 1928 (#1,655,114), era para una máquina voladora que asemejaba tanto a un helicóptero como a un avión. Antes de morir, Tesla ideo, según informes, los planos para el motor de una nave espacial. El la llamó Space Drive o impulsión del campo anti-electromagnético.

William R. Lyne escribe en “Las Físicas Ocultas del Éter” (Occult Ether Physics), que en una conferencia que Tesla preparó para el Instituto del Bienestar del Emigrante (12 de mayo de 1938), trataba con esta Teoría Dinámica de la Gravedad.

 

Tesla dijo en su conferencia que esto era:

“Uno de dos descubrimientos de gran envergadura, que resolví en todos los detalles, durante los años 1893 y 1894.”

Mientras estaba investigando las declaraciones de Tesla, Lyne descubrió que declaraciones más completas, referentes a esos descubrimientos, se podrían recoger solamente de fuentes dispersadas y escasas, porque los papeles de Tesla están guardados en cámaras acorazadas del gobierno, por razones de seguridad nacional.

 

Lyne específicamente preguntó por estos papeles en el Centro de Investigaciones de Seguridad Nacional (ahora el Centro de Investigaciones Robert J. Oppenheimer) en 1979, le fue denegado el acceso, porque estaban todavía clasificadas. En esta conferencia de 1938, Tesla dijo que estaba progresando con el trabajo, y esperaba que muy pronto podría dar la teoría al mundo.

 

Los dos grandes descubrimientos a los que Tesla se refería eran:

  1. La Teoría Dinámica de la Gravedad – la cual asume que un campo de fuerza que es responsable para los movimientos de los cuerpos en el espacio; la suposición de que este campo de fuerza en el concepto de la curvatura del espacio (como Einstein); el éter tiene la indispensable función en el fenómeno (de gravedad universal, inercia, momentum y movimiento de los cuerpos celestes, así como toda la materia atómica y molecular).
  2. Energía Ambiental – el descubrimiento de una nueva verdad física: no hay energía en la materia más que aquella recibida del ambiente. (Lo cual contradice a Einstein en E= E=mc2). El anuncio usual de Tesla en su cumpleaños – en su 79avo cumpleaños (1935) – Tesla hizo una breve referencia a la teoría diciendo que aplica a las moléculas y átomos, así como a los cuerpos celestes más grandes, y también a”… toda la materia en el universo, en cualquier fase de su existencia es desde su misma formación hasta su última desintegración.”

En un artículo, El Mayor Logro del Hombre (inserto abajo), Tesla resumió su Teoría Dinámica de la Gravedad, diciendo que el luminiscente éter llena todo espacio. Da a entender que el vacío no está vacío, puede contener a todo el Multiverso, manifestado o no.

Nota del Redactor).

El Mayor Logro del Hombre

por Nikola Tesla

New York American — 6 de Julio de 1930

Del sitio Web Rastko’sNetwork

Cuando un niño nace, sus órganos sensitivos son puestos en contacto con el mundo exterior.

Las ondas de sonido, calor y luz golpean sobre su débil cuerpo, sus sensibles fibras nerviosas tiemblan, los músculos se contraen y se relajan en obediencia: un grito de asombro, una respiración, y en este acto, un pequeño y maravilloso motor, de inconcebible delicadeza y complejidad de construcción, como nada en la tierra, se engancha a la rueda de trabajo del Universo.

 

El pequeño motor trabaja y crece, realiza operaciones cada vez más implicadas, se vuelve sensible a influencias siempre más sutiles, y ahora se manifiesta en un ser completamente desarrollado – hombre – un deseo misterioso, inescrutable e irresistible: para imitar la naturaleza, para crear, para trabajarse las maravillas que percibe.

Inspirado en esta tarea, él busca, descubre e inventa, diseña y construye, y enriquece con monumentos de belleza, grandeza y temor, la estrella de su nacimiento.

El desciende a los intestinos del globo para traernos sus tesoros ocultos y abrir sus inmensas energías prisioneras, para su uso.

 

El invade las oscuras profundidades del océano y las azules regiones del cielo.

El mira con fijeza los escondrijos y grietas más íntimas, y hace un hueco en la estructura molecular para mostrar mundos infinitamente remotos. El somete y pone a su servicio la fiera y devastadora chispa de Prometeo, las fuerzas titánicas de la cascada, el viento y la marea.

El amansa el rayo de Jove, que truena, y aniquila tiempo y espacio. El hace al mismo sol su obediente y seguidor esclavo. Tal es el poder y podrían los cielos reverberar, y hacer que tiemble la tierra entera por el mismo sonido de su voz.

¿Qué es lo que guarda el futuro, para este extraño ser, nacido de un aliento, de fino tejido perecedero, y sin embargo inmortal, con sus poderes temerosos y divinos? ¿Qué magia será labrada por él al final? ¿Qué será su mayor hecho, el logro de coronación?

Hace tiempo, el reconoció que toda la materia perceptible viene de una sustancia primaria, de una tenuidad más allá de la concepción – El Akáshico, o el luminiscente éter – el cual actúa sobre el Prana, dador de vida, o fuerza creativa, llamando a la existencia, en interminables ciclos, todas las cosas y los fenómenos.

 

La sustancia primaria, tirada en infinitesimales remolinos de prodigiosa velocidad, se convierte en gruesa materia; la fuerza que se desploma, el movimiento cesa y la materia desaparece, revirtiéndose a la sustancia primaria.

 

El podría alterar el tamaño de este planeta, controlar sus estaciones, guiarlo a lo largo de cualquier camino que el escogiese, a través de las profundidades del Universo.

El podría hacer colisionar planetas, y producir sus soles y estrellas, su calor y su luz. El podría originar y desarrollar vida en todas sus infinitas formas.

Para crear y para aniquilar sustancia material, causar que se agregue en formas, según su deseo, sería la suprema manifestación del poder de la mente del Hombre, su triunfo más completo a través del mundo físico, el logro de su coronación, lo cual lo colocaría en su lugar a lado de su Creador y satisfacer su último destino.

El éter actúa sobre la fuerza creativa, dadora de vida, y es arrojado en “remolinos infinitesimales” (“micro-hélices”) cerca de la velocidad de la luz, convirtiéndose en materia ponderable, condensada. Cuando la fuerza disminuye y cesa el movimiento, la materia se revierte al éter (una forma de “descomposición atómica”).

El Hombre puede aprovechar estos procesos para:

  • Producir materia del éter.
  • Crear cualquier cosa que desee con la materia y energía derivadas.
  • Alterar el tamaño de la Tierra.
  • Controlar las estaciones de la tierra (control del clima).
  • Guiar el camino de la Tierra a través del Universo, como una nave espacial.
  • Causar las colisiones de planetas para producir nuevos soles y estrellas, calor, y luz.
  • Originar y desarrollar vida en infinitas formas.

Cuando Tesla tenía 82 años, en vez de hablar en una cena, el emitía una declaración escrita. Aunque esto fue poco después de que fue golpeado por un carro, sumamente era obviamente todavía capaz de montar un ataque a la teoría de Einstein de la relatividad.

“He resuelto una teoría dinámica de la gravedad en todos sus detalles, y espero darle esto al mundo muy pronto. Explica las causas de esta fuerza y los movimientos de cuerpos celestes bajo su influencia, tan satisfactoriamente que podrá un fin a fútiles especulaciones y falsos conceptos, como aquel del espacio curvo. Según los relativistas, el espacio tiene una tendencia a curvarse debido a una inherente propiedad o presencia de cuerpos celestes.

“Concediendo una apariencia de realidad a esta fantástica idea, es todavía muy auto-contradictoria. Cada acción está acompañada por una equivalente reacción, y los efectos de esta última están en directa oposición a aquellos de la primera. Suponiendo que los cuerpos actuaran sobre el espacio circundante, causando la curvatura del mismo, le parece, a mi mente simple que los espacios curvos deben tener reacción en los cuerpos y, produciendo los efectos opuestos, enderezaría las curvas.

“Puesto que la acción y la reacción son coexistentes, sigue que la supuesta curvatura del espacio es enteramente imposible – No obstante, incluso si existiera, no explicaría los movimientos de los cuerpos según lo observado. Solamente la existencia de un campo de fuerza puede explicarlos, y esta suposición aplica con la curvatura del espacio. Toda la literatura sobre este tema es fútil y destinada al olvido.”

 

Es una lástima que Tesla nunca publicó esta teoría dinámica de la gravedad. El pensamiento moderno acerca de la gravedad sugiere que, cuando un objeto pesado se mueve, emite ondas gravitacionales que irradian a la velocidad de la luz. Estas ondas de gravedad se comportan de maneras similares a muchos otros tipos de ondas.

Las invenciones más grandes de Tesla estaban todas basadas en el estudio de ondas. El siempre consideró que el sonido, la luz, el calor, los rayos-X y las ondas de radio son todos fenómenos relacionados y que podrían ser estudiados usando la misma clase de matemáticas. Sus diferencias con Einstein sugieren que el extendió su pensamiento a la gravedad.

En los años ochenta se demostró que el tenía razón. Un estudio de pérdida de energía en una estrella pulsar de doble neutrones, llamada PSR 1913 + 16 probó que existen las ondas de gravedad. La idea de Tesla que la gravedad es un efecto de campo es ahora tomada más en serio de lo que la tomó Einstein.

Desafortunadamente, Tesla nunca reveló que es lo que lo había conducido a esta conclusión. El nunca explicó su teoría de la gravitación al mundo. El ataque que el hizo al trabajo de Einstein fue considerado indignante por el establecimiento científico de ese tiempo, y solo ahora tenemos el suficiente entendimiento de la gravedad para asegurar que él tenía razón.

 

Cómo construir un Platillo Volador Atmosférico

 

Tesla había descubierto que la emisión electroestática de la superficie de un conductor siempre se concentrará donde la superficie se curva, o incluso presenta un borde. Mientras más pronunciada sea la curva, o esquina, mayor será la concentración de emisión de electrones. Tesla también observó que una carga electroestática fluirá sobre la superficie de un conductor más bien de lo que lo penetrará. Esto es llamado el Efecto Faraday o Efecto Piel, descubierto por Michael Faraday hace muchos años.

Esto también explica los principios de la Jaula Faraday, la cual es usada en laboratorios de investigación de alto voltaje, para proteger a los humanos y al equipo electro-sensible contra daños. Según reportes de testigos oculares sobre el interior de los OVNIs, hay una columna circular, o canal a través del centro del vehículo.

Esto sirve, según reportes, como una superestructura para el resto del vehículo en forma de platillo, y también conlleva un alto voltaje, y una bobina de alta frecuencia. Se cree que es un transformador resonante el cual le da carga electroestática y electromagnética a la nave y establece polaridad.

 

Esta bobina es relativa a lo que se conoce como la “Bobina de Tesla” (Tesla coil). La bobina de Tesla, por supuesto, fue inventada por Tesla en 1891. Esta columna o canal es aproximadamente dos pies de diámetro y es hueca. En algunos vehículos, esta área hueca contiene un generador de turbina en ella.

 

Cuando se crea el vacío en un hemisferio de la nave, se le permite a la presión atmosférica correr a través del tubo, para conducir una especie de generador eléctrico de turbina. Algunos reportes dicen que los extraterrestres usan este sistema como plantas estacionarias de energía para generar energía eléctrica en sus planetas también.

Los ojos de la nave están compuestos de lentes electro-ópticos, colocados en cuadrantes o desde donde sea que quieran ver. Los monitores que parecen pantallas están colocados en una consola donde el navegador puede observar todas las áreas alrededor y sobre el vehículo al mismo tiempo. Esto incluye los lentes de magnificación, los cuales son usados sin tener que cambiar posiciones.

 

También hay ventanas cerca del nivel de los codos y como de un pie de grosor. Esta distancia tendría que ser envista de las cuatro o más paredes o placas de los cascos del condensador, componiendo la principal parte de la nave. Las ventanas tienen un tipo de iris o cierre, para que cuando esté cerrado, permita que la carga electroestática fluya uniformemente.

El Dr. Townsend Brown y la Electrogravitación  La idea de usar electricidad de alto voltaje como medio de propulsión no es nueva. Tesla puso la base a finales del siglo 19, la cual fue continuada por notables científicos como Thomas Townsend Brown, quien descubrió, en 1923, lo que más tarde fue llamado el Efecto Biefeld-Brown.

Thomas Townsend Brown era un estudiante de físicas del Dr. Paul Alfred Biefeld en el Instituto Californiano para Estudios Avanzados. Brown notó que cuando tenía dos placas acarreando altos voltajes de corriente directa, separadas por un dieléctrico, el electrodo negativo se movía por sí sola en dirección de la placa positiva. En otras palabras, Townsend Brown descubrió que es posible crear un campo artificial de gravedad, cargando un condensador eléctrico a un alto voltaje.

 

El construyó un condensador especial que utilizaba un material dieléctrico pesado, que acumulaba alta carga (factor K alto), entre sus placas, y encontró que cuando se cargaba con unos entre 70,000 a 300,000 voltios, se movería en la dirección de su polo positivo. Si se orientaba con su lado positivo hacia arriba, procedería a perder cerca del uno por ciento de su peso.

 

El atribuyó este movimiento a un campo de gravedad inducido con electro estática, actuando entre ambas placas cargadas opuestamente del condensador. Por 1958, el tuvo éxito desarrollando un modelo de platillo de 15 pulgadas, que podía elevarse sobre el 110% de su peso. Los Experimentos de Brown han lanzado un nuevo campo de investigación, el cual vino a ser conocido como Electrogravitics, la tecnología de controlar la gravedad a través del uso de carga eléctrica de alto voltaje.

 

Tan temprano como 1952, un general mayor de la Fuerza Armada atestiguó una demostración en la cual Brown hizo volar un par de discos sustentadores de 18 pulgadas, suspendidas en los extremos opuestos de un brazo rotativo. Cuando es electrificado con 50,000 voltios, ellos hicieron un circuito a una velocidad de 12 millas por hora.

Aproximadamente un año antes, el voló un juego de naves de 3 pies de diámetro para algunos oficiales de la Fuerza Aérea, y representativos de un número de importantes compañías de aviación. Cuando fueron energizados con 150,000 voltios, los discos volaron rápidamente alrededor de un curso de 50 pies de diámetro, tan rápido que el tema fue inmediatamente clasificado (censurado y puesto fuera de circulación pública).

La revista Interavia más tarde reportó que los discos podían lograr velocidades de varios cientos de millas por hora al ser cargados con varios cientos de miles de voltios. Los discos de Brown estaban cargados con un alto voltaje positivo, en un alambre, operando a lo largo de su borde principal, y un altísimo voltaje negativo, en un alambre, corriendo a lo largo del borde de fuga/posterior, como alambres de arrastre.

Al ionizar, los alambres, el aire alrededor de ellos, una densa nube de iones positivos se formaría delante de la nave, y una correspondiente nube de iones negativos se formaría detrás de la nave. La investigación de Brown indicó que, así como las placas cargadas de sus condensadores, estas nubes de iones inducían una fuerza gravitacional dirigida en dirección de menos a más.

 

Al moverse, el disco, hacia delante, en respuesta a su campo de gravedad auto-generado, acarrearía con el sus nubes de iones positivos y negativos, y su índice asociado de electrogravedad. Consecuentemente, los discos montarían su onda de gravedad avanzante, mucho como los surfeadores montan una ola del océano.

El Dr. Mason Rose, uno de los colegas de Townsend, describió el principio operativo de los discos de la siguiente manera:

 

“Los platillos hechos por Brown no tienen propulsor, ni jets, ni partes móviles, para nada. Ellos crean una modificación del campo gravitatorio alrededor de ellos mismos, lo cual es análogo a ponerlos en la pendiente inclinada de una colina.
 

 

 

 

Patente #3,322,374 (5-30-67)

 

DISPOSITIVO MAGNETO-HIDRODINÁMICO DE PROPULSIÓN

ARRIBA: J. Frank King, un colega de T. Townsend Brown patentó un dispositivo magneto-hidrodinámico.

Note las similitudes en el diseño del platillo volador de Adamski

 

Actúan como una tabla de surf en una ola… el platillo electro gravitacional crea su propia colina, la cual es una distorsión local del campo gravitatorio, luego toma esta colina con el, en cualquier dirección escogida, y a cualquier velocidad.

“Los ocupantes de uno de los platillos de Brown no sentiría ninguna tensión para nada, sin importar cuán aguda es la curva o cuán grande la aceleración. Esto es porque la nave y sus ocupantes, y la carga están todos respondiendo igualmente a la distorsión, similar a una ola, del campo gravitatorio.”

 

Aunque los escépticos al principio pensaron que los discos eran propulsados por efectos más mundanos, tales como la presión de los iones negativos golpeado el electrodo positive. Brown más tarde llevó a cabo pruebas de una cámara de vacío que probó que una fuerza estaba presente aun en la ausencia de tal empuje del ion.

El no ofreció una teoría para explicar este poco convencional fenómeno de electro-gravitación, excepto para decir que no fue predicho ni por las teorías de relatividad general ni por las modernas teorías de electromagnetismo. Sin embargo, recientes avances en las físicas teóricas suministran una más bien directa explicación del principio.

Según el ganador del premio Nóbel de físicas sobre las cinéticas sub-cuánticas, el potencial de gravedad puede adoptar dos polaridades, en vez de una. No solo puede existir un campo gravitatorio en forma de un potencial depósito gravitatorio, que atrae la materia, como lo enseña la física estándar, sino que también puede existir en la forma de una potencial colina de materia que repele la gravedad.

 

Por otra parte, predice que estas polaridades de gravedad deberán directamente calzar con la polaridad eléctrica; partículas positivamente cargadas, tales como protones, generando depósitos de gravedad, y partículas negativamente cargadas, tales como electrones generando otras colinas de anti gravedad.

 

Así, contrariamente a la teoría convencional, los electrones producen un campo gravitatorio que repele la materia. La materia neutral eléctrica permanece gravitatoriamente atractiva, porque el depósito-G de protones marginalmente domina la colina-G de electrones.

 

Consecuentemente, la cinética sub-cuántica predice que la nube de iones negativos, detrás del disco de Brown deberá formar una colina de gravedad que repele la material, mientras que la nube de iones positivos adelante del disco deberá formar un depósito que atrae la materia por gravedad.

 

Al aplicarse un incrementado voltaje al disco, la potencial colina de gravedad y el depósito se vuelven cada vez más prominentes, y el potencial de gravedad entre ellos, incrementa la pendiente. En la terminología de Rose, la nave se encontraría a sí misma sobre el inclinado de una colina gravitacional. Puesto que la fuerza de gravedad es conocida por incrementar de acuerdo con la pendiente de tal potencial inclinación, un incrementado voltaje induciría una cada vez más fuerte fuerza de gravedad en el disco, y actuaría en la dirección de la nube de iones positivos. El disco se comportaría como si fuese remolcado por un campo gravitacional muy fuerte que emana de la enorme masa de un planeta invisible, posicionado más allá de su polo positivo.

 

A principios de 1952, Brown había juntado una oferta, con el nombre codificado de Proyecto Winterhaven, que sugería que un platillo antigravedad de combate fue desarrollado por los militares, con una capacidad Mach-3. El estudio de inteligencia de 1956, titulado Electrogravitics Systems – An Explanation of Electrostatic Motion, Dynamic Counterbary and Barycentric Control, preparado por la empresa de inteligencia de la aviación privada, Aviation Studies International Ltd., indica que ya en noviembre de 1954, la Fuerza Aérea había comenzado planes para financiar la investigación que lograría los objetivos del Proyecto Winterhaven.

 

El estudio, originalmente clasificado como Confidencial, menciona el nombre de más de diez importantes compañías aéreas que estuvieron implicadas activamente en la investigación de electrogravitics, en un intento de duplicar o extender el trabajo seminal de Brown. Información adicional debe ser encontrada en otro informa de inteligencia de aviación, titulado: La Situación de Gravitics.

 

Desafortunadamente, debido a la clasificación de ALTO SECRETO de los militares, el trabajo último de Townsend Brown no ha aparecido en ninguna publicación de físicas o ciencia a la que pueda accederse.

 

Artículo que revela Investigación del Gobierno de USA:

 

Debido a la influencia de tales pioneros como Tesla y T. Townsend Brown, la investigación y el desarrollo de dispositivos de antigravedad ha estado en curso durante un número de años. La edición de junio de 1957 de Mecánica Ilustrada ofreció un artículo, escrito por G. Harry Stine, titulado: Conquest of Space. Stine, el Jefe de operaciones de la Marina en las Tierras de Pruebas de White Sands, pone perfectamente en claro que los militares estaban extremadamente interesados en investigaciones de anti gravedad, pero interplanetaria.

Hay una buena ocasión que el cohete será obsoleto para el viaje espacial el año 2025. Algunos de nosotros hemos estado concentrándonos en el desarrollo del cohete, como la posible planta de propulsión para el espacio exterior. Hemos disparado muchos cohetes, y hemos probado que funcionarán bien en el espacio exterior. También hemos aprendido mucho acerca de lo que hay allí afuera usando cohetes. Y hasta probablemente daremos los primeros pocos pasos vacilantes hacia el espacio con plantas de energía de cohetes.

Pero los recientes descubrimientos indican que la nave espacial del futuro podría ser accionada por dispositivos anti-gravedad. Estos, en vez de usar la fuerza bruta para superar la gravedad, usarán la misma fuerza de gravedad, así como un avión usa el aire para volar.

Sir William Crookes, el científico inglés que desarrolló el tubo de rayo catódico que usamos ahora para los televisores, hizo extensivas investigaciones del fenómeno de la levitación – un campo que una vez perteneció a los magos de Vaudeville. Los científicos, razonando que si ellos creían que sus reportes de extraños brillos verdes en tubos de vacío, también deberían ver los estudios de Crookes sobre levitación, habiendo hecho un lento pero constante progreso. Otros han estado investigando los campos de isótopos gravitantes, corrientes de electrones de jet, y las mecánicas de las cáscaras de electrones de los átomos.

 

Townsend T. Brown, un investigador estadounidense ha ido todavía más lejos que eso. Hay rumores que Brown ha desarrollado un máquina real de antigravedad. Hay muchas empresas trabajando en los problemas de la antigravedad – la Compañía Glenn L. Martin, Bell Aircraft, General Electric, la Corporación Sperry-Rand. Laboratorios Sandia y otros.

Han estado circulando rumores que los científicos han construido discos de superficies de sustentación de dos pies de diámetro, incorporando una variación del simple condensador eléctrico de dos planchas que carga hasta un potencial de 50,000 voltios, ha alcanzado la velocidad de diecisiete pies por segundo, con una entrada de energía total de cincuenta watts.

Una superficie de sustentación de tres pies de diámetro se cargó a 150 kilovoltios resultó de tan asombroso funcionamiento, que toda la cosa fue inmediatamente clasificada (secreto). Generadores con propulsión de llama, hacienda uso de la carga electroestática descubierta en cohetes desgastados han sido desarrolladas, las cuales proveen cargas hasta de 15 millones de voltios.

 

Varias cosas importantes han sido descubiertas con respecto a la propulsión de la gravedad. Para uno, la fuerza de propulsión no actúa solo en una parte de la nave que está impulsando. Actúa en todas las partes dentro del capo de gravedad creado por la impulsión de gravedad. No está limitado por la velocidad de la luz.

Los vehículos accionados por gravedad tienen aparentemente la dirección cambiada, acelerados rápidamente a una muy alta g y se detiene abruptamente sin experimentar pesadas tensiones, midiendo dispositivos a bordo del vehículo y dentro del campo de propulsión de gravedad. Este control es hecho cambiando la dirección, intensidad y polaridad de la carga en las placas del condensador de la unidad de impulsión, una tarea bastante simple para los científicos. –

Pero la información viene de Fuentes fidedignas. Estamos lidiando con los problemas de gravedad. Las indicaciones son que estamos en el borde de entrar un totalmente Nuevo grupo de ondas eléctricas que enlazarán la electricidad con la gravedad. Los ingenieros electrónicos han tomado la bobina eléctrica y la han usado como enlace entre la electricidad y el electromagnetismo, dándonos así una ciencia del electromagnetismo la cual a su vez nos ha dado tales cosas como radio, televisión, radar y similares.

Ahora, los investigadores de la gravedad parecen estar pensando que el condensador abrirá la ciencia de la electrogravedad. Pronto seremos capaces de eliminar la gravedad como problema estructural, dinámico y médico.

 

Aunque probablemente usaremos la energía de cohetes para hacer nuestras primeras exploraciones en el espacio, las oportunidades son ahora bastante buenas de que este no será siempre el caso. En cincuenta años podríamos viajar a la luna, los planetas o aun las estrellas, impulsados por las fuerzas de gravedad enjaezadas.

Esto parece fantástico, recuerden que el cohete y la idea de un viaje a la luna era fantástico hace veinte años. Hace cincuenta años, la idea del vuelo aéreo comercial era completamente absurda.

 

Con naves espaciales a base de gravedad, podríamos viajar a la luna en menos de una hora, a los planetas en menos de un día, o a las estrellas mismas en cosa de meses. Podríamos ser capaces de hacerlo en absoluta comodidad, sin los problemas de cero gravedad o grandes aceleraciones.

 

La idea de que el cohete se vuelva obsoleto no es una idea alegre, particularmente cuando tanto trabajo ha sido hecho en los cohetes. Si un mejor método sale adelante, ¿porqué derramar lágrimas? Después de todo, nuestra meta base es viajar y explorar en el espacio, y no hace mucha diferencia cómo lo haremos.

 

¿Está ya en Uso la Antigravedad?

 

Recientemente apareció un artículo en la revista semanal Jane’s Aviation Weekly, que afirmaba que el bombardero nuclear B-2 Secreto está, de hecho, usando un sistema de propulsión de electro-gravedad. Paul A. LaViolette ha hecho un estudio considerable del uso de la tecnología de electro-gravedad por la Fuerza Aérea estadounidense, la cual ha conducido a una investigación en el Proyecto Negro secreto, en la materia, desde finales de 1954.

 

LaViolette afirma que el uso de la electro-gravedad puede haber sido puesta en práctica en la tecnología avanzada del Bombardero B-2, para suministrar un modo exótico auxiliar de propulsión. Esta conclusión está basada en el reciente acceso al público de que las cargas del borde principal del ala y la corriente del extractor del jet del B-2 corre a alto voltaje.

Iones positivos, emitidos del borde principal del ala produciría una envoltura parabólica positivamente cargada del iones delante de la nave, mientras que los iones negativos son inyectados a su corriente del extractor, darían una carga negativa del espacio que se arrastra, con una potencial diferencia superior a 15 millones de voltios.

Según la investigación de electro-gravedad llevada a cabo por Tesla y por T. Townsend Brown, tal carga tan diferenciada del espacio instalaría una fuerza sin reacción en la nave, en dirección del polo positivo.

 

Una impulsión por electro-gravedad de esta clase podría permitir funcionar al B-2 con una eficiencia de propulsión de la sobre-unidad al cruzar a velocidades supersónicas. El 9 de marzo de 1992, la revista semanal Aviación y Espacio hizo un destapamiento sorprendente, que el B-2 se carga electroestáticamente su corriente de extractor, y los bordes principales de su cuerpo, similares a alas.

 

Aquellos familiarizados con la investigación de Tesla a principios del siglo 20, rápidamente realizarán que esto es equivalente a indicar que el B-2 puede funcionar cono avión anti-gravedad atmosférico. La revista Aviation obtuvo su información acerca del B-2 de un pequeño grupo de científicos e ingenieros renegados, de la costa oeste, quienes anteriormente estaban formalmente asociados con los proyectos negros de investigación.

Haciendo estos desencubrimientos, estos científicos quebraron el código de silencio que rivaliza a los de la Mafia. Ellos tomaron el riesgo porque sintieron que era importante por razones económicas, que se hagan esfuerzos para desclasificar ciertas tecnologías negras para usos comerciales.

 

Dos de estos individuos dijeron que sus derechos civiles habían sido evidentemente abusados (en nombre de la seguridad), ya sea para mantenerlos callados o para prevenir de que ellos dejaran la rigurosamente controlada investigación negra y la comunidad de desarrollo. Aunque los científicos n o mencionaron nada acerca de electro-gravedad en su destapamiento en la revista Aviación, acerca del B-2, ellos admiten la existencia de muy dramáticas tecnologías secretas, aplicables al control y propulsión de naves aéreas.

Eran especialmente vacilantes en discutir esos proyectos, observando que son muy secretos. Uno de ellos comentó:

“Además, tomaría unas 20 horas explicar los principios, y muy poca gente los entendería, de todos modos.”

Aparentemente, lo que quería decir que la tecnología de control y propulsión de esta nave aérea está basada en principios que van más allá de lo que es actualmente conocido y comprendido por la mayoría de físicos académicos. Esto es con la excepción de dos genios quienes desarrollaron las ideas originales para las impulsiones eléctricas de alto voltaje, hace décadas.

 

También debe considerarse que el B-2 ya no es la única nave aérea en usar tales tecnologías. Desde ese tiempo, una generación completa de naves secretas de proyectos negros puede haber sido desarrollada con sistemas de alegro-gravedad.

 

Si bien, ya todo es secreto, con estos descubrimientos, con la ingeniería inversa y una ayuda extraterrestre, USA posee muchos escuadrones de naves símil extraterrestres, híbridas, con capacidad interplanetaria. (Nota del Redactor).


El Misterioso Metal de Art Bells – La Clave para la Antigravedad

 

La sugerencia de que los OVNIs podrían ser máquinas voladoras hechas por el hombre, usando tecnologías exóticas no es nueva al estudio de objetos voladores no identificados. En los años ’50, varios investigadores en Europa afirmaban que Tesla y Marconi habían secretamente construido y probado naves aéreas que funcionaban con antigravedad. Usando dispositivos electrogravíticos, estas naves aéreas experimentales estaban eventualmente basadas fuera de una ubicación secreta en América del Sur.

La temprana evidencia para estos cuentos anecdóticos era escasa y consistía casi enteramente de papeles de investigaciones descubiertos, y unas pocas fotos de OVNIs de similar forma. Como ya ha sido notado en este libro, los tempranos contactados OVNI, tales como George Adamski y Howard Menger atestiguaron e incluso fotografiaron OVNIs que llevaban una llamativa semejanza a los discos pequeños construidos por T. Townsend Brown.¿Pudo este OVNI realmente ser una de las máquinas hechas y voladas por humanos? ¿O estaban extraterrestres volando por allí en naves espaciales utilizando una tecnología similar a la que descubrieron Tesla y Brown?

Ahora, podemos decir que muchas naves son extraterrestres y unas cuantas son naves planetarias antigravedad de USA. (Nota del Redactor).

En 1996, el anfitrión de radio, Art Bell, recibió un paquete conteniendo pedazos de metal que el remitente afirmó que fueron tomadas de un OVNI estrellado, encontrado cerca de Roswell, Nuevo México en 1947. ¿Podrían estas modestas piezas de metal ser evidencia que probaba la realidad OVNI y su uso de tecnología electrogravítica? Las piezas de metal parecían casi demasiado buenas para ser verdad, y Bell estaba, en un principio, escéptico por similares bromas en el pasado, implicando supuestas partes de OVNIs.

Bell envió unas pocas muestras a Linda Moulton How, quien prontamente hizo analizar el metal. Usando una Espectroscopía de Onda Dispersiva, fue descubierto que el metal estaba hecho de una aleación de zinc de magnesio con capas de bismuto puro. Había una gama desde 97 hasta como 97½% de magnesio y de 3% hasta 2½% de zinc en cada una de esas de 100 a 200 microncapas de magnesio zinc, por lo que el metal era casi enteramente magnesio con aproximadamente un 3% de zinc.

Las capas de puro bismuto eran de uno a cuatro micrones de grosor en un patrón levemente ondulado, y no se encontró nada más que bismuto. No se encontró oxígeno, ningún zirconio ni otros elementos – solamente estos tres.

Experimentos de alta energía, conducidos en el metal inusual indicaban una tendencia a un movimiento lateral. Desafortunadamente, esta investigación no ha resultado en ninguna conclusión sólida en este tiempo.

 

Después de que fue trasmitida esta información en el show de Art, Howe recibió un fax de un oyente llamado Dan, quien indicó que el tenía conocimientos profesionales, que relacionaría el material a la antigravedad. El había trabajado desde 1973 hasta 1989 para una organización llamada División de Sistemas Aeronáuticos en la Base Edwards de la Fuerza Aérea en California con algunas asignaciones en Wright Patterson en Ohio.

Dan recibió licenciaturas en físicas, en ingeniería aeroespacial e informática de de la Universidad Politécnica Estatal de California, y maestrías en informática e ingeniería aeroespacial de la Universidad de California en Berkley, y luego recibió su doctorado (Ph.D.) en físicas en 1974, después de haber comenzado su trabajo como científico civil para la Fuerza Aérea.

 

Dan le dijo a Howe que el había estado implicado en ingeniería aeronáutica y evaluaciones cuando el vio primero un metal similar a lo que había sido enviado a Art Bell. El metal supuestamente fue usado en una instalación electrogravitica.

En el caso de Bismuto, es básicamente un material diamagnético, lo que significa que tiende a repelar un campo magnético.

 

“Habían cosas muy extrañas que estaban aleadas con bismuto, como básicamente cargas positivas fueron agregadas a el,  poniendo un campo, un campo de electrones positivos dentro del bismuto”, dijo Dan a Howe.

 

“Es un hecho que eran muy dramáticas, algunas de las cosas que encontraron. Mucho de esto va hasta atrás a 1917 con Nikola Tesla y sus descubrimientos de campos eléctricos y gravedad.”

 

Howe quería saber que era lo más dramático que sucedería al ser incrementado el flujo positivo al bismuto. La respuesta de Dan fue que, básicamente habría una masiva reducción hasta el punto donde podría llegar a cero y realmente elevarse en el aire, creando un cuerpo flotante.

 

Un grupo, ahora difundo de OVNIs en Inglaterra afirmaba que uno de sus miembros había conducido experimentos con metales disímiles en los años ’70. El usó dos discos de la misma dimensión y grosor, pero de dos materiales diferentes, cobre y zinc. Los discos fueron mantenidos muy juntos y rotaban en direcciones opuestas. La afirmación era que éstos levitaban al girar, aunque el comentario no especificaba el requerimiento de alto voltaje, como en el caso del Efecto Biefeld/Brown (Biefeld/Brown effect).

Era una simple rotación de masa, la cual es más consistente con Otis T. Carr, Bruce Desalma y el Dr. Harold Aspden, con sus demandas de efectos anómalos de inercia o gravedad, asociados con masa rotante.

 

Una interesante historia fue contada en la reciente Conferencia de Energía de Bajo Nivel, por Michael Roberts,. Un día hace unos pocos años, el recibió una llamada telefónica en su casa en Waco. Era de un individuo que había parado en Waco y quería conocer a Michael en un centro comercial local.

 

Michael condujo hacia el centro comercial y el hombre estaba estacionado, en su Jeep de último modelo, en una sección remota del lote de estacionamiento. Ellos se dieron la mano y hablaron un poco.

 

El motor del Jeep estaba apagado, el vehículo estaba puesto en velocidad neutral y no habían sido puestos los frenos de ninguna manera. Se le pidió a Michael que empujara el vehículo. El lo hizo con ambas manos, encontrando una esperada cantidad de resistencia antes de que lograra moverlo.

 

El hombre se subió y frenó el vehículo. Luego le mostró a Michael cuatro misteriosas cajas (cada una aprox de 12” x 6” x 4”), montadas arriba de cada llanta del Jeep. Cada caja tiene un cable eléctrico que conducía hacia debajo de la cubierta. No se le permitió a Michael ver debajo de la cubierta.

 

Inmediatamente después de la prueba de empuje, el hombre se subió al Jeep y chasqueó un interruptor a palanca que había sido instalado debajo del tablero de instrumentos. A Michael se le pidió empujar el Jeep de Nuevo, esta vez se movió con una breve tocada de una mano. El hombre no dijo nada acerca de cómo se lograba este milagro, el solamente quería mostrarle a Michael que sí era posible alcanzar un efecto de antigravedad usando electricidad.

Una posible explicación pudiera ser que las cuatro cajas actuaban para suministrar un tipo estabilizado de campo flotante, como pontones en un barco. El uso de solo uno desviaría la gravedad entrante a una sola área localizada, creando así un desbalance. Mientras que una unidad sobre cada rueda distribuiría igualmente la desviación alrededor del centro de la masa del Jeep.

El libro Occult Ether Physics: Testa’s Hidden Space Propulsion System And The Conspiracy To Conceal It, se concentra en la ciencia del Éter del siglo 19, conduciendo hasta el descubrimiento de Tesla de la electro-propulsión. El santo grial de Tesla era construir su máquina voladora eléctrica, y extraer algo de la energía ambiental del cosmos.

Éste plan implicaba una teoría de radioactividad bajo desarrollo por Tesla en 1890, el cual enteramente presagiaba y estaba en conflicto con el Relativismo actualmente aceptado, con las teorías de mecánica cuántica y de energía nuclear. Para Tesla, la llamada energía atómica era, de hecho, el resultado de energía ambiental emanando del cosmos, y haciéndosenos conocida por medio de la materia radioactiva. Esta materia, decía Tesla, tiene la peculiar propiedad de resonar y reactuar con radiación cósmica ubicua.

La radiación cósmica de la cual hablaba Tesla era de una frecuencia mucho más alta que la que nosotros llamamos emanaciones radioactivas. Tesla creía que estas eran el resultado de un proceso descendente, hacia la cual cierta peculiar materia reacciona y la convierte en radiación cósmica ubicua omni-direccional.

 

Ahora, llamamos a esto punto cero de radiación (ZPR) de frecuencias más altas hasta las más bajas, frecuencias más útiles y apropiadas, tales como gamma, x-rayos, ultra-violeta, visibles, radiación infrarroja, así como magnetismo e incluso corriente eléctrica. Estas frecuencias descendientes son mucho más fáciles de detectar y medir que las ZPR.

 

La existencia de las ZPR eran muy bien conocidas a Tesla en 1890, pero no fue hasta recientemente que se volvió científicamente aceptada como un hecho probado. Esta radiación es de tan alta frecuencia que normalmente pasa a través del espacio, la tierra y nuestros cuerpos sin daños o incidentes, en constante equilibrio, porque sus longitudes de onda corta no reaccionan normalmente o no resuena con los átomos de la mayor parte de la materia.

 

Es materia radioactiva, según Tesla, el cual tiene una peculiar estructura atómica que reacciona con esta radiación para producir radioactividad. La energía atómica, para Tesla, viene de los ZPR y no de átomos. Si un terrón de radium podría escudarse de los efectos del ZPR, dijo Tesla, no mostraría ninguna radioactividad.

 

La mayoría de los elementos radioactivos más naturales son densos e inestables, es decir, dicen los Relativistas, que decaen al ser emitida la radiación, a elementos de números atómicos más bajos. Los relativistas, con quienes discrepaba vehementemente, creen que los elementos naturalmente radioactivos, espontáneamente pierden masa en el proceso del decaimiento, por lo que la energía soltada como radioactividad es equivalente a la masa perdida, según la ecuación de Einstein, E=mc2.

 

Si elementos no radioactivos son convertidos a elementos radioactivos por las fuerzas de la naturaleza, ¿que son estos procesos? En un artículo, en el New York Times, del 11 de julio de 1937 (Pág. 13, col.2), en uno de los famosos anuncios de cumpleaños de Tesla, éste declaró que él había desarrollado un proceso para la fabricación de radium (transmutación de otros elementos), el cual era tan eficiente que podría venderse a $1.00 por libra.

 

También anunció que había absolutamente desarrollado un sistema para la transmisión interestelar de energía. Dijo que había estado trabajando en varios laboratorios, pero se rechazó divulgar sus ubicaciones.

 

Su modelo de trabajo, dijo,

“…emplea más de tres docenas de mis invenciones. Es un complejo aparato, una aglomeración de partes. Podría transportar varios miles de unidades de caballos de fuerza a otros planetas, sin importar la distancia. Viajando a través de un canal por menos de una mitad de una millonésima de centímetro.”

Más allá dijo,

“Este no es un experimento. Yo he construido, demostrado y usado. Solo poco tiempo pasará antes de poder dárselo al mundo.”

 

Estos hechos demuestran que incluso en sus ochenta años, Tesla estaba involucrado en la investigación secreta en varios laboratorios sin revelar, sobre tecnología, la cual, incluso ahora, permanece altamente secreta. Tecnología que solo ahora a comenzado a ser completamente entendida y secretamente utilizada.

 

El Platillo Volador de Tesla

 

Bill Jones, escribiendo para The UFO Enigma, el boletín de noticias para el Grupo de Estudio OVNI de St. Louis, comenta que Tesla hizo las investigaciones básicas para construir naves aéreas/naves espaciales con campo electromagnético de levantar y conducir. Desde 1891 hasta 1893, el dio una serie de conferencias y demostraciones a grupos de ingenieros eléctricos.

 

Como parte de cada demostración, Tesla se paraba en la mitad del escenario, usando su altura de 6’6”, con un asistente en cada lado, cada uno a unos siete pies de distancia. Los tres hombres llevaban zapatos con suelas de goma o de corcho grueso, para evitar ser electrocutado. Cada asistente sostenía un alambre, parte de un circuito de alto voltaje y baja corriente.

 

Cuando Tesla levantaba sus brazos a cada lado, saltaba una corriente de electricidad color violeta, inofensivamente a través de los espacios entre los hombres. En alto voltaje y frecuencia en este arreglo, la electricidad fluye sobre una superficie, aun de la piel, más bien que dentro de ella. Este es un circuito básico que podría ser usado por naves aéreas o espaciales.

El casco se hace mejor doble, de cerámica levemente flexible y delgada. Esto se vuelve un buen aislante eléctrico, no tiene peligro de fuego, resiste cualquier efecto dañino de severo calor o frío, y tiene la dureza de una armadura, además de ser fácil de traspasar por los campos magnéticos.

 

El casco interno está cubierto en su exterior  final por láminas de metal en forma de cuña, de cobre o aluminio, unido a la cerámica. Cada lámina es de tres a cuatro pies de ancho en el borde horizontal del casco, y cirios hasta unas pocas pulgadas de ancho en la tapa del casco para el sistema superior de hojas de metal, o abajo, para el sistema inferior de hojas. Cada hoja está separada en cada lado de la siguiente, por 1 o 2 pulgadas de casco de cerámica destapado.

 

El sistema superior de hojas y el sistema inferior están separados por aproximadamente 6 pulgadas de casco destapado de cerámica alrededor del borde central del casco. El casco exterior protege estas hojas de que hagan corto circuito por el viento soplando la hoja de metal. (Confuso desperdicio de radar de la Fuerza Aérea), fuertes lluvias o concentraciones de gasolina o humos de keroseno.

 

Si no se escudan, los humos de combustible se podría atraer electroestática a las láminas de casco, quemarse y formar depósitos de carbón a través de agujeros de asilamiento entre las láminas, causando un corto-circuito. El espacio, el casco exterior con una carga levemente negativa, absorbería golpes de micro-meteoritos y rayos cósmicos (protones moviéndose cerca de la velocidad de la luz).

 

Cualquier peligro de este tipo que no tenga ya una carga eléctrica negative conseguiría una carga negativa al golpear el casco externo, y sea rechazado por las hojas de metal antes de golpear el casco interno. El casco puede ser hecho en una variedad de formas_ esferas, pelota de fútbol, disco o rectángulo o triángulo aerodinámico, mientras esas láminas u hojas de metal así se dispongan.

 

Ahora estoy planeando máquinas aéreas atmosféricas desprovistas de los planos sostenedores, alerones, propulsores y otros accesorios externos, y que serán capaces de velocidades inmensas.”

 

La planta de energía para esta máquina puede ser una fisión nuclear o un reactor de fusión para una larga gama y uso a largo plazo para hacer funcionar un motor de vapor que de vuelta a los generadores, ocasionalmente recargando por medio de revolotear cerca de líneas de energía de alto voltaje y usando antenas montadas en el casco exterior para tomar la electricidad. La máquina de corto alcance puede también tener electricidad emitida hacia ella desde una planta generadora en un avión/nave espacial de largo alcance, o en tierra.

Un estándar para los generadores es tener el mismo número de imanes como bobinas de campo. El diseño preferido de Tesla era un delgado disco sosteniendo 480 imanes con 480 bobinas de campo alambradas en serie, rodeándolo en cercana tolerancia. En 50 revoluciones por minuto, produce 19,400 ciclos por segundo.

La electricidad es alimentada en un número de grandes condensadores, uno para cada hoja de metal. Un interruptor automático, ajustable para medir el tiempo del piloto se cierra, y al saltar la electricidad a través del interruptor, hacia delante y hacia atrás, levanta su propia frecuencia, utilizando un interruptor para cada condensador.

 

Sin electrónica, manejar esta máquina sería casi imposible y peligroso.
La electricidad va hacia un transformador Tesla. De nuevo, un transformador para cada condensador. En un tanque de aceite para aislar las bobinas y para refrescar, apoyado internamente por Madera o plástico, pipa y accesorios, cada transformador de Tesla se mira como una pipa corta y ancha que es movida a lo largo de otra pipa más larga y más estrecha, por un mango de cable aislado, no eléctrico. La pipa corta, la principal, es de seis a diez (vueltas) bobinas de alambre, conectado en series a la pipa más larga. La secundaria es de 460 a 600 bobinas, en el voltaje bajo y final de frecuencia.

La manecilla eléctrica del cable aislado y no-eléctrico es usada a través de una serie de controles automáticos, para mover la bobina primaria hacia varios lugares en la bobina secundaria. Este es el control de frecuencia. La bobina secundaria tiene un extremo de baja frecuencia y un extremo de voltaje, y un máximo extremo de voltaje y frecuencia. Mientras mayor sea la frecuencia de la electricidad, más empuja contra los campos electroestáticos y electromagnéticos de la Tierra.

 

La electricidad sale del transformador por el extremo de alto voltaje, y va vía alambres a través del casco de cerámica al extremo ancho de la hoja de metal. La electricidad salta fuera y fluye sobre la hoja de metal, produciendo un campo electromagnético muy fuerte, controlado por el transformador. En el extremo angosto de la hoja de metal, la mayor parte del empuje de alto voltaje habiendo sido dado, la electricidad regresa por el alambre a través del casco, hacia una caja de interruptor de circuito (apagado de emergencia).

En la luz solar, el avión/nave especial puede parecer rodeada de aire caliente, una leve distorsión magnética de la luz. En la semi-oscuridad y por la noche, las hojas de metal brillan, aun a través del casco externo de cerámica, con diferentes colores. La luz visible es un sub-producto de la electricidad fluyendo sobre las hojas de metal, según las frecuencias usadas.

 

Al descender, aterrizar o solo el comienzo de la elevación del suelo, los transformadores primarios están cerca de los débiles extremos secundarios, y por ello, el sistema inferior de hojas brillan un nebuloso rojo. Rojo también pudiera aparecer al frente de la máquina, cuando esta se está moviendo hacia adelante muy rápido, disminuyendo la resistencia al frente.

El color anaranjado aparece en baja velocidad. Un anaranjado-amarilloso es para velocidades tipo aviones. Verde y azul son para velocidades más altas. Con una adición de condensador, haciéndolo de gran tamaño para el circuito, el azul se vuelve blanco brillante, como una luz de búsqueda, con posible riesgo de dañar las hojas de metal involucradas.

La frecuencia visible más alta es violeta, como las demostraciones de Tesla en el escenario, usada para la velocidad más alta, junto con el blanco brillante. Los colores son casi coherentes, de una única frecuencia, como un láser. Una máquina construida con un sistema de grandes imanes para conducir simplificaría y reduciría las necesidades de electricidad de los circuitos de transformador del vehículo, al punto de volar eficientemente y revolotear con muy poca pérdida de electricidad.

Cuando Tesla estaba desarrollando arcos de luz para operar con corriente alterna, había un fastidioso y agudo gimoteo, silbido o zumbido, debido al rápido calentamiento y enfriamiento de los electrodos. Tesla puso este ruido en el rango ultrasónico, con el transformador especial ya mencionado. La nave espacial emite tales ruidos al operar en bajas frecuencias.

 

La sincronización es importante en la operación de esta máquina. Por cada tres hojas de metal, cuando en medio una es brevemente apagada, la hoja de cualquier lado es energizada, dando el campo magnético. El siguiente instante, la hoja del medio es energizada, mientras la hoja de cualquiera de los lados es brevemente apagada.

Hay un retraso de tiempo al recargarse los condensadores, por lo que en cualquier momento, la mitad de todas las hojas de metal son energizadas, y la otra mitad están recargándose, alternando todo alrededor del casco interior. Esto equilibra la máquina, dándole una muy buena estabilidad. Este balance es menos cuando hay menos circuitos en uso.

Un rango muy cercano, el avión/nave espacial produce el calentamiento de personas u objetos en el suelo; pero al revolotear sobre un área a una baja altitud por unos cinco a diez minutos, la máquina también produce una columna de aire muy helado hacia abajo, a tierra. Al entrar las moléculas de aire en los fuertes campos magnéticos que está transmitiendo hacia fuera la máquina, las moléculas del aire se polarizan y forman líneas, o secuencias de moléculas de aire.

 

El movimiento normal del aire es parado, y hay repentinamente más espacio para moléculas de aire en esta área, por lo que entra más aire. Esta expansión y la carencia de movimiento normal del aire hacen al área intensamente fría. Esta es también la razón de que el avión/nave espacial pueda volar a velocidades supersónicas sin hacer el estruendo sónico.

Al fluir el aire sobre el casco, la tapa y el fondo, las moléculas de aire forman líneas mientras pasan por los campos magnéticos de los circuitos de las hojas de metal. Al quedarse atrás las moléculas de aire, éstas mantienen su alineación por corto tiempo, el suficiente para cancelar el estruendo sónico de ondas de choque.

Fuera del campo magnético de la Tierra, otro sistema de propulsión deberá ser usado, el cual se apoya en el primero. Usted puede haber leído acerca de aceleradores de partícula, o ciclotrones, o rompe átomos. Un acelerador de partícula es un lazo circular de tubos que, en sección-cruzada es oval.

 

En un laboratorio de física, la mayor parte del aire en ella es bombeado hacia afuera. Al circuito del tubo se le da una carga eléctrica estática, a una pequeña cantidad de hidrógeno u otro gas se le da la misma carga eléctrica para que las partículas no se peguen al tubo. Un sistema de electroimanes alrededor del  circuito del tubo se encienden y apagan, uno después del otro, empujando con un polo magnético y jalando con el próximo, hasta que esas partículas de gas estén corriendo alrededor del circuito del tubo casi a la velocidad de la luz.

La fuerza centrífuga hace que las partículas se aceleren más cerca del borde exterior del circuito del tubo, todavía dentro del tubo. Las partículas se quiebran hasta hacerse electrones, o luz y otras longitudes de onda, protones o rayos cósmicos y neutrones, si se pone más que hidrógeno en el acelerador.

 

Por lo menos dos aceleradores de partícula son usados para balancearse y encontrar la tendencia de cada uno para hacer que la nave gire. De otra manera, la máquina tendería a querer comenzar a girar, siguiendo la dirección de la fuerza aplicada a las partículas. Los aceleradores empujan en direcciones opuestas.

 

Las partículas de alta velocidad van a través de longitudes rectas del tubo, cargadas como los circuitos y apresurándose hacia fuera en el espacio, empujando la máquina hacia adelante. Las puertas controlan de cuales pipas salen las partículas. Esto permite un rango muy largo de aceleración y más tarde desaceleración a gravedad normal (de la Tierra). Esto evita los severos problemas de ingravidez, incluyendo habilidades físicas bajas de la tripulación. Es posible usar aceleradores de partículas de línea-recta, incluso tan pocos como uno por máquina, pero estos no parecen ser capaces de conseguir la mejor velocidad para la máquina por la menos cantidad de partículas eliminadas.

Usando una constante aceleración de 32.2 pies por segundo provee una gravedad normal terrestre en el profundo espacio, y solo dos gravedades de estrés dejando el campo gravitatorio de la Tierra. Toma, sin contar la resistencia del aire, 18 minutos, 58.9521636 segundos para alcanzar la velocidad de 25,000 millas por hora para dejar el campo gravitatorio de la Tierra.

 

Una radio de onda corta puede ser usado para encontrar las frecuencias exactas que está usando un avión/nave espacial, porque cada uno de los colores que pueda mostrar, una televisión a colores puede mostrar a la exacta frecuencia total del color que el próximo, pero no tan cerca como lo usa la nave. Es limitado en su uso, puesto que una máquina viajando a la velocidad de un avión jet puede transmitir en un rango de frecuencia usualmente usado para los sistemas de radar.

Los circuitos de la nave tenderían a eliminar circuitos eléctricos de más bajo voltaje, dentro y cerca de sus campos electromagnéticos. Una fuente brevemente mencionó un incidente en 1941, donde una radio de onda corta fue usada para eliminar los sistemas de ignición de un automóvil, hasta tres millas de distancia.

 

¿Cuántos encuentros OVNIs han sido reportados en los cuales los sistemas de ignición de los automóviles repentinamente se paralizaron?

 

(°) Ingeniero, Presidente de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

 

 

Propulsión antigravedad

“Posible propulsión de las naves extraterrestres”

Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Muchas veces ha escrito sobre este tema. Desgraciadamente constituye el mismo, temas secretos de las Fuerzas Armadas de USA, por lo que poco hoy podemos avanzar los civiles en este conocimiento.

Hoy leí un artículo que me interesó enormemente: un libro de (1.978) escrito por el ufólogo sueco “K.GÖSTA REHN”, titulado “DOSSIER OVNIS”.

Para no hacer largo ni pesado el presente artículo, se toca  solo una  hipótesis de energía propulsora, dentro de la muchas posibles, que se tratan en el libro, ya que me parece poco conocida, aunque no por ello improbable de poder ponerse en práctica, máxime si aceptamos que las “civilizaciones” que pueden estar utilizando estas formas de propulsión o energía pudieran llevarnos quizás cientos de años de adelanto.

El doctor Burkhard Heim, de Göttingen, Alemania, era un inválido de guerra, ciego, manco y aquejado de fuerte sordera. Heim elaboró su teoría hacia 1.952 y la expuso ante diversos grupos de científicos.

La teoría sixdimensional de Burkhard Heim es integral. Abarca como casos singulares la teoría de la relatividad general y la teoría cuántica de campos, es decir, que el formalismo de estas dos teorías se obtiene relegando ciertos miembros en las ecuaciones de campo de Heim. De aquí que el enfoque teórico de Heim tenga un carácter más general que cualquier otro enfoque teórico tratado en el presente.

También salva contradicciones básicas entre la teoría de los cuantos y de la relatividad en general (que la restringe forzosamente al terreno microscópico y macroscópico, respectivamente).
Por ello no puede sorprendernos que la teoría sixdimensional de Heim arroje resultados que anticipan una serie de fenómenos físicos de índole desconocida hasta el momento.
Los resultados obtenidos por Heim conciernen en particular a las relaciones entre la fuerza gravitatoria y la materia que la genera. Dado que las ondas electromagnéticas son casos especiales de campos materiales, los campos electromagnéticos deben ir acompañados por otros gravitatorios, hecho ciertamente confirmado por la deflección de los rayos luminosos al atravesar campos gravitatorios de gran intensidad (y, además acreditado experimentalmente durante el eclipse solar de 1.919).

La teoría de Heim señala la existencia de interacciones mutuas entre las fuerzas inerciales (según Einstein, equivalentes a las fuerzas gravitacionales) y la radiación electromagnética.
En la teoría de Heim, el miembro que representa la radiación electromagnética está relacionado por medio de un “operador” (instrucciones para realizar cómputos determinados), a una “densidad espacial variable en el tiempo”. Ello supone una fuerza inercial de un género tal, que la acción del operador sobre el factor electromagnético produce efectos en la inercia por vía de radiación.

Si fuese posible configurar físicamente este “operador”, es decir, hallar medios de realizar verdaderamente la manipulación formalista de la teoría de la transformación directa de ondas electromagnéticas (la luz por ejemplo) en fuerza mecánica (ondas de gravedad), sería una realidad supeditada, por supuesto a ciertos factores de rendimiento o eficiencia. Por otra parte, la masa podría convertirse, también directamente, en radiación sin producción de calor. 

El doctor Heim había llevado a cabo ya cierto número de experimentos, pero carecía de fondos suficientes para proseguirlos. Necesitaba nuevos aparatos que emplearan ondas más cortas y arrojaran un índice de rendimientos o eficiencia más elevado.
El campo intermedio de Heim plantea también la posibilidad de neutralizar o de invertir la aceleración gravitatoria directamente a expensas de la masa-energía por medio de una conversión electromagnética/gravitatoria que prácticamente no acarrearía pérdida alguna. Por lo demás, también un “estado dinabárico” del campo intermedio debería inducir la conversión directa de la masa en energía electromagnética sin producir calor ni formación de productos residuales.

Si las conclusiones que se derivan de la teoría integral de Heim demuestran tener viabilidad práctica, se deduciría una serie de consecuencias fantásticas, del género de las que suelen atribuirse a los platillos volantes (con inclusión de su pretendida inmunidad ante los efectos de bruscas y rápidas aceleraciones). También aparece como posible la propulsión de vehículos espaciales mediante la utilización de fuerzas externas de energía natural, es decir, la que resulta de la conversión de la luz o de otra radiación electromagnética.

Según el doctor Ludwing Soucek, de nacionalidad checa, en el libro sobre los ovnis que publicaron los Lorenzan en 1.969, lo descrito como campo intermedio es el “meso campo”.
Heim afirma que la materia puede existir en un estado todavía desconocido de “meso-campo”, en y entre los campos electromagnético y gravitatorio. 

Este mesocampo podría facilitar la construcción de un artefacto cósmico en forma de disco, en condiciones de desplazarse a mayor velocidad de la luz, que además sería invisible. Por medio de la adecuada manipulación del “impulso de campo” que también calculó, el artefacto podría resistir toda suerte de choques, y los tripulantes no correrían el menor riesgo, ni siquiera cuando se produjesen súbitos cambios de curso y aceleración. Es, ciertamente, una teoría aventurada, pero el simple hecho de que se haya dado a conocer y merecido atención, otorga al autor una cierta respetabilidad. En todo caso se trata de un reputado físico.

Einstein afirma que ningún cuerpo puede exceder de la velocidad de la luz. Pero si la teoría formulada por Heim resulta ser cierta, ¿habría que proceder a una revisión de la teoría de la relatividad?
Según dijo el doctor James Harder en 1.968, ante la comisión del Congreso estadounidense encargada de estudiar estos temas: “Existen razones teóricas para suponer que debe haber otro campo gravitatorio, correspondiente al campo magnético en la teoría electromagnética, y que la interacción entre estos dos campos debe parecerse a la interacción entre los campos magnético y eléctrico”. 

En una investigación llevada a cabo en los Estados Unidos, físicos de partículas han mostrado que los pulsos de partículas pueden ser acelerados hasta 300 veces su velocidad normal de 186.000 millas por segundo.

Eso significaría que la luz llegaría a su destino poco menos que antes de que hubiera comenzado su viaje; en efecto se trataría de un viaje en el tiempo.

Detalles exactos de los descubrimientos permanecen confidenciales ya que han sido sometidos a la revista “Nature”, el periódico científico internacional, para una revisión previa antes de su publicación.

El trabajo ha sido llevado a cabo por el Dr. Lijun Wang, del Instituto de investigación de NEC en Princeton, quien transmitió un pulso de luz sobre una cámara rellenada con un gas de cesio especialmente tratado.

Antes de que el pulso hubiera entrado por completo en la cámara había viajado más de 60 pies a través del Laboratorio. En efecto, existió en dos lugares al mismo tiempo, un fenómeno que Wang explica diciendo que viajó 300 veces más rápido que la luz.

La investigación ya está creando controversia entre los físicos. Lo que les molesta es que si la luz puede viajar en el tiempo, podría llevar información. Esto rompería uno de los principios básicos en física: causalidad, que dice que una causa debe venir de un efecto. También quebraría la teoría de Einstein sobre la relatividad que depende en parte de la premisa de que la velocidad de la luz no se puede sobrepasar.

Hoy sabemos que entre Universos pueden existir infinitas superposiciones cuánticas, por lo que la causalidad y la efectividad son simétricas e inversas, según la flecha del tiempo en cada Universo sea hacia el futuro o hacia el pasado. (Nota del Redactor).

En Italia, otro grupo de físicos ha tenido éxito en romper la barrera de la velocidad de la luz. En un nuevo informe publicado, físicos del consejo de Investigación Italiano describieron como propagaron micro-ondas un 25% por encima de la velocidad de la luz normal.
Wang enfatiza que sus experimentos son relevantes solo para la luz y puede no encontrar aplicación en otras entidades físicas aún.

Pero los científicos están comenzando a aceptar que el hombre pueda explotar con el tiempo algunas de estas características para viajes interestelares en el espacio.

Todo el Multiverso estará a un instante del inicio del viaje.
(°) Ingeniero, Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.

Nave extraterrestre equilibrando cargas:

Tormentas nocturnas marcianas

“Marte y sus tormentas nocturnas de ambas nieves”
Compilado por Manlio E. Wydler (°)

Un grupo de científicos encabezado por Aymeric Spiga, del Centro Nacional para la Investigación Científica de Francia que en Marte se forman nubes de hielo seco a una altura de 10 kilómetros de la superficie, , ha concluido que desencadenan tormentas de nieve, a 10 Km.de altura informa la revista ‘Nature Geoscience’.

“La cantidad de agua en general es bastante pequeña, por lo que no sería posible construir muñecos de nieve en Marte con eso […], no sería posible instalar una estación de esquí”, explicó Spiga a ‘The Los Angeles Times’.

En lugar de ver una espesa manta de nieve, los investigadores creen que los aguaceros en el planeta rojo crearían una densa capa de escarcha sobre la superficie marciana.

Según se desprende de la investigación, las nevadas pueden explicar la mezcla de capas atmosféricas que tiene lugar por las noches. Según los científicos, este fenómeno es resultado de la inestabilidad atmosférica derivada de la refrigeración radiactiva de las partículas de las nubes.
La convección nocturna en las nubes de Marte y las precipitaciones de nieve trasladan el agua por encima y por debajo de las capas. Según los investigadores, este proceso influye en los ciclos acuáticos del pasado y de la actualidad en Marte.

Spiga también subrayó que las condiciones nocturnas, favorables para una fuerte convección, asemejen las nubes marcianas a las sulfúricas y ácidas de Venus.
Para una mejor comprensión del proceso, los especialistas presentaron un modelo atmosférico en el que se expone detalladamente la mezcla de capas que ocurre durante la noche.
El descubrimiento contribuirá al desarrollo de los estudios del planeta rojo, de los ciclos acuáticos en particular, y en las investigaciones del espacio en general.
(°) Ingeniero; Presidente Honorario de FAPLEV. Vecino Solidario 2001.