Misión redundante:

“Una misión redundante solo para decir lo hemos hecho”

Compilado por Manlio E. Wydler (º)

China ha presentado imágenes de un orbitador y un rover de superficie que planea desplegar en Marte en el plazo de cinco años, concretamente en julio o agosto de 2020. “Los desafíos que enfrentamos no tienen precedentes”, dijo Zhang Rongqiao, arquitecto jefe de la misión, en un encuentro informativo celebrado en Pekín. Selon Ye Peijian, uno de los principales expertos del sector aeroespacial de China y consultor del programa, la Misión de 2020 será lanzada a bordo de un cohete Larga Marcha-5 desde el centro de lanzamiento espacial Wenchang en la provincia de Hainan, sur de China.

El aterrizador se separará de un orbitador al final de un viaje de alrededor de siete meses, y aterrizará en una zona de baja latitud en el hemisferio norte de Marte donde el robot explorará la superficie. Las imágenes muestran un dispositivo con seis ruedas, impulsado por cuatro paneles solares, dos más que el robot enviado a la luna.

Pesa alrededor de 200 kilogramos y está diseñado para funcionar durante tres meses de Marte, según Sun Zezhou, jefe de diseño de la sonda. El vehículo llevará a 13 cargas útiles, que incluyen una cámara de teledetección y un georradar que podría utilizarse para estudiar el suelo, el medio ambiente, y la atmósfera de Marte, así como los campos físicos del planeta, la distribución de agua y hielo, y su estructura interna.

Un concurso público para dar nombre y logotipo a la Misión 2020 ha sido presentada con motivo de la presentación de imágenes, informa Xinhua.

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

Imagen artística del rover chino

Pruebas de los equipos antes de llegar a destino.

“Las diferentes pruebas antes de llegar a destino”

Copilado por Manlio E. Wydler (º)

En su camino a Marte, la nave espacial de la misión conjunta entre la Agencia Espacial Federal Rusa (Roscosmos) y la Agencia Espacial Europea (ESA) ha realizado más de 83 millones de un total de 500 millones de kilómetros. Según una nota publicada, los especialistas de la misión realizan constantes chequeos del sistema orbital Trace Gas Orbiter (TGO) y la sonda Schiaparelli que aterrizará en el planeta rojo.

 

Según el reporte, al momento los aparatos se encuentran en perfectas condiciones. El 7 de abril, una cámara de alta resolución del TGO se encendió por primera vez y realizó varias tomas de una parte aleatoria en el espacio exterior. La recepción de las fotografías en la Tierra demuestra que tanto el mecanismo de rotación como el de direccionamiento de la cámara funcionan correctamente. Todo apunta a que obtendremos buena información de Marte

 

“A pesar de que la cámara no está diseñada para hacer tomas de estrellas lejanas, las primeras imágenes son bastante prometedoras. Todo apunta a que obtendremos buena información de Marte”, fueron las palabras de Nicolas Thomas, principal responsable del equipo fotográfico.

En octubre del presente año, el aparato cósmico se acercará a Marte. Inicialmente se espera que el módulo orbital TGO realice un análisis de la atmósfera del planeta con el fin de determinar la fuente de origen del gas metano en su superficie. 

Además, se estima que el 19 de octubre próximo el módulo Schiaparelli aterrice en la superficie del planeta rojo. Su tarea es realizar una serie de mediciones del viento, humedad, presión atmosférica, temperatura y de los campos eléctricos. Esta información, junto a los datos del TGO, permitirá a los científicos conocer a fondo el fenómeno de tormentas de polvo que se registra en el vecino planeta.

Los científicos estiman que el metano presente en la atmósfera de Marte puede ser de origen tanto biológico (microbios primitivos) como geológico (posible presencia de agua líquida bajo la superficie marciana). Este hecho puede ser considerado como una prueba de la existencia de vida en dicho planeta.

La misión se inició el 14 de marzo con el lanzamiento desde el cosmódromo de Baikonur del módulo espacial ruso Protón. 

 

Como podemos ver, es una expedición apenas redundante respecto al gran historial de Misiones anteriores de USA, la NASA, principalmente y de la Esa con sus orbitadores. Nada nuevo encontrarán con estos equipos, desde el espacio y con el austero aterrizador Schiaparelli, aunque con la consabida habilidad propagandística rusa, “nunca se sabe”. (Nota del redactor).

 

(º) Ingeniero, Presidente de FAPLEV, Vecino Solidario 2001.

 

Compilado por Manliowy@yahoo.com.ar

 

Representación artística de la Nave acercándose a Marte: